Global

La ONU alerta de discriminación y abusos contra las mujeres en Corea del Norte

El Comité para la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres percibe una "actitud proteccionista"

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El Comité para la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres de Naciones Unidas ha denunciado situaciones de abuso y discriminación en Corea del Norte, un país donde también persiste una alta tasa de malnutrición y donde las mujeres siguen sometidas a una "actitud proteccionista" que termina afectando a su desarrollo vital y al respeto de sus derechos y libertades.

El Comité ha repasado la situación de las mujeres en un hermético país que apenas facilita datos de su situación interna, ni tampoco deja examinarla a actores externos. En un informe publicado este lunes, este órgano dependiente del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU recuerda al régimen de Kim Jong Un que tiene la obligación de "respetar, proteger y promover" los derechos de toda la población.

El Comité admite que las sanciones económicas adoptadas por la comunidad internacional en los últimos años han tenido un "impacto desproporcionado" sobre las mujeres y celebra algunos tibios avances en el país asiático, principalmente en el ámbito legislativo, pero llama a tomar medidas más firmes para avanzar en materia de igualdad.

Así, reclama por ejemplo la introducción de una "definición completa de discriminación contra las mujeres" a nivel legal y cambios como el incremento de la edad mínima para casarse a los 18 años, así como garantías para que los acuerdos de "reconciliación" conyugales no se traduzcan en una fuente de abusos.

El Comité advierte de debilidades del sistema judicial norcoreano en lo que se refiere a la protección de la mujer como víctima y a la rendición de cuentas de posibles delitos, especialmente en el ámbito doméstico, y señala de forma específica la necesidad de que Corea del Norte cuente con un marco legal y judicial claro para castigar los casos de violación.

"Las definiciones contradictorias de violación en el Código Penal, el hecho de que la violación dentro del matrimonio no esté criminalizada y que las penas no sean proporcionales con la gravedad del delito" son factores que, para la ONU, merecen una revisión. En este sentido, advierte de que una revisión del Código Penal aprobada en 2012 redujo de hecho las penas para ciertos casos como la pederastia, la violación cometida por un superior laboral y la violación reiterada.

PROTECCIONISMO

El Comité alude en su informe a una representación "extremadamente débil" de la mujer en contextos clave como la educación superior, la judicatura o las fuerzas de seguridad. En el caso del nuevo Comité Nacional para la Aplicación de los Tratados Internacionales de Derechos Humanos, instaurado en 2015, sólo un 27,3 por ciento de los miembros son mujeres.

A nivel social, la ONU ha constatado una "actitud proteccionista" que refuerza el papel de la mujer como "cuidadoras y subordinadas a los hombres", con una "misión" que gira particularmente en torno a la familia y que está "a expensas de su seguridad física y su bienestar emocional". Esta variable "afecta a las mujeres en su ciclo de vida", empezando por la educación, que termina en la mayoría de los casos en la escuela secundaria, añade el texto.

Además, también subraya que "los hombres solicitan el divorcio mucho más a menudo que las mujeres", al tiempo que reprocha que el adulterio y las relaciones sexuales fuera del matrimonio sigan siendo delito en Corea del Norte, que "no reconozca legalmente las uniones 'de facto'".

SALUD

El Comité expresa en su informe su preocupación por los "altos niveles de malnutrición entre las mujeres", en particular en el caso de mujeres embarazadas y lactantes --un 28 por ciento de ellas presenta valores por debajo de los recomendados a nivel nutricional--. A nivel médico, también echa en falta el "limitado" acceso a métodos anticonceptivos.

El informe alude en otro de sus apartados a la situación de las norcoreanas en el extranjero --principalmente en China--, más vulnerables frente a la trata de personas y que incluso renuncian a registrar a sus hijos como nacionales por miedo a sufrir una repatriación forzosa a Corea del Norte.

Las mujeres víctimas de trata se arriesgan también a ser enviadas a campos de trabajo o prisiones acusadas de cruzar la frontera de forma ilegal y "pueden quedar expuestas a nuevas violaciones de los Derechos Humanos", como son la violencia sexual por parte de agentes del Gobierno o abortos forzados.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin