Buscar

Steven Williams, un 'galés' al servicio de Argentina en los Juegos

AFP
13/02/2018 - 11:10

Steven Williams, representante de Argentina en snowboardcross en los Juegos Olímpicos de Pyeongchang, es mitad galés. Toda la familia por parte de padre proviene del país británico y llegó a la Patagonia en el siglo XIX.

El joven 'rider' ha heredado la testarudez y convicción de ese pueblo y quiere terminar en el Top 10 de su prueba en Corea.

"No tengo un objetivo claro aunque me gustaría ser top 10. En las ultimas competencias tuve buenos tiempos de entrenos. Mi nivel de snowboard continúa. Sin que los nervios influyan podemos hacer un buen papel", explica a la AFP Williams, que compite el jueves en Corea.

El primero en llegar a Argentina fue su tatarabuelo Thomas Dalar Evans, que se instaló en Sudamérica en 1875.

Fue el pionero de una rama de la familia que se emparentó con los Williams. Por parte de madre sus apellidos son vasco (Azcárate) y palestino (Kablan).

Argentina tiene de este modo tantos galeses como el equipo británico en los Juegos, que también tiene uno.

La vida de Steven Williams no ha sido fácil. Su padre murió cuando tenía trece años y pronto se tuvo que poner a trabajar para ayudar a su madre a sacar adelante a su hermano y a él.

"Nací en San Martín de los Andes, me crié allí arriba de la nieve ya que mi padre era director de la escuela de esquí y luego gerente de la montaña. Eso me facilitó mucho poder hacer cosas en este deporte, en el que nunca creí que llegaría tan lejos", explica Williams.

- Diversas experiencias -

"Fui bombero, guía de pesca, instructor de snowboard y ahora hago logística en competencia como el Patagonia Run de San Martín de los Andes, el ultra trail run de Argentina", añade.

Steven Williams, de 30 años, no se había clasificado a los Juegos, pero al final fue repescado, completando la expedición de siete miembros de Argentina.

Con la tabla como compañera, no tiene una casa fija y va cambiando de residencia durante el año.

"Vivo entre Italia, Andorra y Argentina. En Italia entrenamos con el equipo de este país, en Andorra vivo cuando no entreno la parte técnica y en Argentina fuera de temporada o temporada invernal del hemisferio sur. Más precisamente en San Martín de los Andes", indica.

"Me aficioné a los deportes de esquí gracias a mi padre, que falleció cuando yo tenía 13 años, pero me dejó los principios de la vida y ellos me acompañan hasta el día de hoy. Mi madre tenía que trabajar para bancar a 2 hijos y yo me incliné por trabajar y no ir a estudiar a Buenos Aires como hacía la mayoría", resume.

A pesar de ser argentino no es un gran amante del fútbol.

"Lo era, pero me aburrió. Se creen todos estrellas, quieren hacer todo ellos, no juegan en equipo en general. Son actores, apenas los rozan, se ponen a gritar. Para que te des una idea en mi casa no tengo televisión. Igual soy de River, pero del River del Enzo, de Aimar, de Bonano, Saviola", explica.

Steven Williams quiere inspirarse en ese River triunfador para hacer las carreras de su vida en Pyeongchang.

psr/iga


Contenido patrocinado

Otras noticias