Buscar

Sabri Louatah: ¿Qué pasaría en Francia si su presidente fuera de origen árabe?

EFE
22/10/2018 - 16:21

Barcelona, 22 oct (EFE).- Tres años antes de que Michel Houellebecq, el escritor Sabri Louatah ya imaginó a un candidato árabe al Eliseo, en una campaña en la que se enfrentaba a Nicolas Sarkozy. Esta trama forma parte de la trilogía "Los salvajes", cuyo primer volumen, "Una boda francesa", se publica ahora en castellano.

En una entrevista con Efe, Louatah ha explicado que con la obra, editada por Literatura Random House, no ha querido hacer una denuncia sobre el racismo, sino que, como si fuera un cuento de hadas, "me pregunto qué sucedería en Francia si su presidente fuera de origen árabe".

Natural de Saint-Étienne, el novelista francés inicia su libro, "una comedia social con pátina de 'thriller'", durante la boda de uno de los miembros de la familia Nerrouche en esta ciudad, en la víspera de unas elecciones históricas, que se verán perturbadas por un atentado terrorista y en las que el candidato árabe Idder Chaouch es el favorito para vencer a Sarkozy.

Sabri Louatah, que acaba de participar en los debates de la Bienal de Pensamiento Ciudad Abierta, subraya que él no es un analista político, sino un narrador que ha apostado por mostrar "la historia de una familia que, un día, se encuentra atrapada en la maraña de la justicia antiterrorista".

"Yo no he escrito -precisa- un libro para denunciar el racismo, porque si hubiera sido así, hubiera escrito un ensayo. He creado una suerte de cuento de hadas, en el que me pregunto qué sucedería si Francia eligiera a un presidente árabe, que no es musulmán, que nunca habla de ello, y que es fiel a la tradición laica francesa".

A su juicio, el racismo existe y "existirá siempre", y lamenta que la política cada vez se centre más en esta cuestión y en otras relacionadas, en lo que llama "la peste identitaria, que tanto afecta a los blancos, que tienden a replegarse en su propia identidad y les empuja a la extrema derecha, como empuja a los árabes en Francia hacia el islamismo".

Crítico con el mito de la meritocracia en su país, "porque en realidad -ha dicho- las elites se reproducen", ha querido crear unos personajes que "tienen una relación distinta con su identidad, desde musulmanes, a antimusulmanes, o mujeres que cuando ven a otras con un velo piensan que deberían largarse a Arabia Saudí".

También hay una joven que, "cuando se ve amenazada en su identidad, decide ponerse el velo, como si eso fuera a protegerla del caos".

De origen argelino, aunque "en mi vida he ido una única vez a Argelia y nunca he tenido la impresión de que fuera mi país", actualmente reside en EEUU porque "hoy me es muy difícil vivir en Francia". "No quiero que a mis hijos, que serían la cuarta generación, les pidan que se integren, un concepto que me parece ridículo", apostilla.

Confiesa, en este sentido, que le inquieta más el futuro de Europa que el futuro de EEUU, "porque, como ha entendido alguien como Steve Bannon, es en el viejo continente donde nacen los monstruos más asesinos, más mortíferos, las ideas más cruentas".

Opina que Donald Trump "es una pesadilla, pero ya nos despertaremos, porque las instituciones norteamericanas se mantienen".

Cuando se le pregunta sobre posibles soluciones, aboga por lo que denomina "catastrofismo ilustrado", que consiste en creer "que realmente el fin del mundo se va a producir y que, por tanto, hay que cambiar comportamientos en diferentes campos y en el de la identidad hay que ver que es necesario coexistir, porque Europa no dejará de ser multirracial".

"Aunque no podamos vivir juntos, no estaría mal poder vivir unos al lado de otros", remarca.

Respecto al hecho de que hoy en Europa hay personas dispuestas a morir matando, en un atentado terrorista, Sabri Louatah medita que lo que empuja a jóvenes franceses o españoles de origen árabe a "este terrorismo cocido en casa son razones muy profundas, que vienen de una fractura en las capas más subterráneas de la sociedad. La verdad de los atentados, en realidad, se nos escapa", agrega.

Por otra parte, el escritor se muestra satisfecho de que la trilogía, que en Francia es una tetralogía que ya se ha publicado en su totalidad, se convierta en serie de televisión, de la que es guionista, y que se empezará a rodar en enero en Saint-Étienne, para emitirse en septiembre de 2019 en Canal Plus.

Los libros, sostiene Louatah, "están bien, pero las series, como ha ocurrido en EEUU, son populares y creo que permitieron que Obama llegara a la presidencia, porque acostumbraron al espectador americano a ver a minorías étnicas en posiciones de poder".