Buscar

EEUU seguirá siendo pronuclear en su apuesta por la eficiencia energética

Luis Miguel Ariza
26/11/2008 - 18:11
Nina fedorrof, asesora del Departamento de Estado.

La primera superpotencia seguirá siendo pronuclear, ya que las centrales no son contaminantes para el cambio climático, si bien habrá que hay solucionar el problema de los residuos, dice Nina fedorrof, asesora del Departamento de Estado.

El presidente electo de EEUU tendrá en la profesora Nina Fedoroff uno de sus confidentes científicos durante los siguientes tres años. EcoDiario.es ha entrevistado a su futura asesora y nos ha desvelado las líneas maestras de los asuntos científicos y medio ambientales previstos en la agenda de Obama.

"En las relaciones internacionales, la ciencia es muy importante", nos dice esta experta. "Y a menudo, los diplomáticos no tienen una formación científica. Por tanto, la labor que tenemos es la de presentar los asuntos científicos de una manera muy eficiente, ya que la toma de las decisiones mejora en base a los conocimientos".

La asesora de Rice

Fedoroff es una prestigiosa genética y bióloga molecular de la Universidad de Pensilvania. Ha ganado varios galardones y medallas de mérito científico a lo largo de su carrera, incluyendo el premio de la Academia de Ciencias de Nueva York para Mujeres Sobresalientes de 1992. También es la autora del libro Mendel in The Kitchen -en español, Mendel en la Cocina-, una obra de divulgación popular sobre los alimentos transgénicos y su importancia en el mundo.

Fedoroff vive en Washington, zambullida en el mundo de la alta política. No sólo realiza los informes para Condoleeza Rice, la actual secretaria de Estado, sino que también asesora a la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional -USAID en inglés-. Se mantiene en contacto con su laboratorio mediante correo electrónico y lo visita al menos una vez al mes para no perder el pulso de la investigación científica.

Las líneas maestras de Obama

Fedoroff accedió a comentar en exclusiva a EcoDiario.es en una conversación telefónica organizada por la embajada de EEUU los asuntos científicos que ocuparán la agenda del próximo gabinete norteamericano, que tendrá el primer presidente negro de su historia.

1. Investigación con células madre

En la actualidad, pesa una orden ejecutiva del gabinete del presidente saliente de EEUU, George W.Bush, que prohibe usar fondos federales para la investigación con células madre embrionarias humanas.

Eso no quiere decir que la investigación con este tipo de material esté prohibida en EEUU, ya que los centros privados norteamericanos pueden acceder a los embriones de las clínicas de fertilización para usarlos en investigaciones, con el consentimiento previo de los donantes. Fedoroff se hace eco de lo que han reflejado algunos medios norteamericanos, en el sentido de que, con respecto a la regulación de la investigación de células madres, "es una de las que Obama va a cambiar mediante una orden ejecutiva". Obama vetará esta prohibición, permitiendo su investigación con dinero público.

"Ha habido espectaculares progresos con este tipo de investigaciones", asegura esta experta. "Pero la investigación con células madre no curará todas las enfermedades". Fedoroff se refiere a los progresos realizados en los últimos años por los expertos: han conseguido diferenciar neuronas y células musculares. "Ya se logra regenerar las células de la piel de forma constante", indica. Sin embargo, el problema de construir un tejido y no digamos un órgano es mucho más complejo, y por el momento, está fuera del alcance de estas investigaciones. "La investigación con este tipo de células es necesaria, pero no es suficiente. Sin embargo, las promesas son extraordinarias. Como bióloga de plantas, me pregunto cómo lo conseguirán mis colegas que estudian la biología animal. En una planta, puedes tomar una parte y regenerar la planta completa. En los animales es un proceso mucho más complicado".

El mal del Parkinson es una enfermedad por la que las neuronas degeneran y este tipo de estudios puede resultar útil para encontrar una cura en el futuro. "Creo que habrá bastantes científicos que estarán encantados de volver a este tipo de investigaciones cuando se levante la prohibición", dice esta genética. "Aunque debemos recordar que el problema es de tipo religioso, precisamente por el origen de estas células madre. Sin embargo, en los últimos años hemos visto que hay muchas fuentes y maneras de generar estas células madre. Así que creo que lo que vamos a ver es una gran variedad de fuentes distintas, no sólo las que proceden de embriones".


2. La eficiencia energética

¿Cuál es el camino que va a seguir EEUU en cuanto a la energía, con el trasfondo del cambio climático? "La eficiencia energética", responde sin dudarlo esta experta. "Podemos usar la física para construir edificios y sistemas de transporte y hacerlos más eficientes". Hay algunos ejemplos. Hoy en día, para lograr que un avión se levante del suelo, se precisa un gasto energético muy intenso, y sin embargo, tenemos cosas volando por ahí todo el tiempo. Fedoroff dice que es mucho más barato empujar un tren a lo largo de una vía. "Los trenes de alta eficiencia energética son sólo un ejemplo".


3. Energía nuclear

Con respecto la energía nuclear, "se tienen que resolver los problemas de los residuos", pero no resulta tan contaminante ni influye en el cambio climático frente a la energía de los combustibles fósiles. "Es algo que no debemos olvidar". Y en cuanto a las energías renovables, como la geotérmica, o la eólica, tienen un buen potencial -algunas más que otras-. La energía solar es inagotable, pero aun "se requieren desarrollos técnicos que la hagan más barata y eficiente", nos dice Fedoroff.

Y lograr una reacción sostenida de fusión nuclear -la forma que tiene el Sol de obtener su energía mediante la fusión de dos núcleos de hidrógeno para convertirlos en helio- es todavía un reto pendiente. Reto en el que el reactor experimental ITER jugará un papel muy importante.

Sin embargo, a pesar de estas diversas fuentes energéticas con sus posibilidades, lo esencial será acomodarnos a un estilo de vida en el que "podamos ajustarnos a un presupuesto energético. Incluso la energía nuclear, que no genera dióxido de carbono, no es inagotable". Las inversiones tendrán como objetivo pues la eficiencia en el uso de la energía.

Verde pronuclear

El propio presidente electo, Barack Obama, ha reconocido que no será posible conseguir su ambicioso plan de reducción de emisiones de dióxido de carbono sin la energía nuclear, de acuerdo con la revista Nature. Obama es muy consciente de que la opinión pública no vería con buenos ojos nuevas inversiones en centrales nucleares hasta que se hayan hecho progresos considerables en lo que se refiere el tratamiento de residuos, y el coste de las nuevas generaciones de centrales.

Actualmente, el proyecto para colocar todos los residuos nucleares de Estados Unidos en la Montaña de Yucca -ya de por sí un depósito de residuos nucleares- no constituye una solución aceptable para el presidente electo. La solución de almacenamiento de los residuos distribuidos por las distintas centrales nucleares -cerca de un centenar- tampoco es aceptable. Por ello, apuesta investigar por la mejor tecnología para el almacenamiento de residuos, y por incorporar estas mejoras a las centrales hasta encontrar una solución permanente. Obama también espera realizar inversiones muy ambiciosas en energías renovables para que estas supongan en 2025 un 25 por ciento de la energía consumida en EEUU.


4. La crisis de alimentos

Como biotecnóloga, Fedoroff es una experta en este tema. El hambre sigue siendo una lacra para la humanidad, pero el alza de los precios de los alimentos básicos ha hecho saltar las alarmas en los países industrializados. ¿Estamos a las puertas de una crisis alimentaria global? "Creo que es una llamada temprana de atención", indica. Hay algunos factores que la han motivado: una larga sequía en Australia ha colapsado las exportaciones de arroz en el mundo y hecho subir los precios. El incremento del coste del barril de petróleo ha hecho subir el precio de los fertilizantes. Es posible que los precios bajen, pero a largo plazo, el problema no habrá desaparecido. "La población mundial sigue creciendo, la gente tiene cada vez más recursos y cuando eso sucede aumenta la demanda de proteína animal en la dieta. Y eso se traduce en una demanda de más tierras, ya que es necesario alimentar a una mayor cantidad de animales".

En definitiva, los que pagan finalmente el coste de este cambio de dieta mundial son a menudo los bosques tropicales, que están desapareciendo a un ritmo muy rápido para convertirse en tierras cultivables. Fedoroff acentúa esta conexión. "El efecto es bastante devastador, ya que de los bosques tropicales dependen los patrones locales de lluvias". Su conclusión: "Es absolutamente esencial que aumentemos la eficiencia de nuestra agricultura", algo que ha permanecido en el olvido debido a los éxitos tempranos de la agricultura.


5. Alimentos transgénicos

Desde este punto de vista, los cultivos modificados genéticamente son mucho más beneficiosos para el medio ambiente de lo que la gente piensa, asegura Fedoroff. Reducen la cantidad de tierra cultivada, aumentan la eficiencia y son más respetuosos. En el campo, son ya un "éxito". En España se cultiva un tipo de maíz transgénico.

"Decrecen el uso de pesticidas, incrementan la producción y disminuyen la contaminación. Por motivos políticos, muchas organizaciones han creado el miedo alrededor de estos cultivos, al crear terribles consecuencias para el medio ambiente, pero lo cierto es que no ha evidencias de ello".

Este tipo de rumores falsos, en su opinión, son muy difíciles de combatir. Cuando se introdujeron las primeras técnicas de modificación genética en los años ochenta, circularon un montón de historias y temores. En diez años, esos temores se disolvieron con la llegada de fármacos al mercado gracias a la ingeniería genética. Precisamente le debemos a las técnicas de recombinación de ADN el poder fabricar grandes cantidades de insulina humana para diabéticos. Se modifican bacterias o levaduras "para lo hagan". Y eso es algo que ha aceptado todo el mundo. En opinión de Fedoroff, "la histeria sobre los alimentos transgénicos ha durado 25 años, pero ahora está comenzando a desaparecer".


Comentarios 2

#1
26-11-2008 / 21:45
Sin Papá Estado, No hay Energía Nuclear
Puntuación -2

Las centrales nucleares tienen un grave problema:

Generan Residuos Nucleares de Alta Actividad que son peligrosos durante miles de años.

¿Cuánto cuesta vigilar los residuos nucleares de alta actividad durante varios miles de años?

Si ese coste, que hoy lo asume Papá Estado,

se metiera en los costes de producción,

pagarías el kilowatio nuclear mucho más caro que cualquier otra forma de generar electricidad.

Sin Papá Estado que subvencione la energía nuclear,

las centrales nucleares se cerrarían hoy mismo.

Pd: Si en tiempos de Jesucristo hubiera habido un reactor nuclear,

sus residuos seguirían siendo un grave problema hoy en día.

#2
26-11-2008 / 22:31
patxi
Puntuación 0

obama busca salida de residuos? no tiene su africa ancestral? donde va a parar casi toda la basura, o la fosa atlantica?