Buscar

El Ayuntamiento autoriza 8.610 patinetes eléctricos para toda la ciudad

EFE
12/02/2019 - 11:23

Madrid, 12 feb (EFE).- El Ayuntamiento de Madrid ha autorizado el despliegue en la capital de 8.610 patinetes eléctricos de uso compartido de los más de 100.000 que solicitaban 25 empresas, informa el Gobierno local en una nota en la que expresa que esta regulación pretende "una implantación equilibrada y segura" del servicio.

La regulación de estos patinetes, que ha sido llevada a cabo en el marco de la Ordenanza de Movilidad Sostenible vigente desde el 24 de octubre pasado, otorga a 18 empresas promotoras un plazo máximo de dos meses para implantarlos en la ciudad.

Las empresas autorizadas son Acciona, Eskay, Voi, Taxify, Scoot, Koko, Ufo, Rideconga, Flash, Mobike, Ari, Tier, Alma, Lime, Motit4u, Wind, Jump Uber, SJV Consulting, informa el Ayuntamiento y explica que tramita otras tres solicitudes de sendas empresas para algo más de 3.000 patinetes adicionales que, "en todo caso, estarán sometidas a condiciones similares".

Según el Ayuntamiento, las autorizaciones establecen topes máximos de unidades en cada distrito, en función de la superficie transitable en patinete eléctrico, de modo que quede asegurada "la convivencia con el resto de modos de movilidad".

Las 8.610 autorizaciones han sido distribuidas por todos los barrios y distritos de modo que habrá 310 en el distrito de Centro, 212 en Arganzuela, 166 en Retiro, 210 en Salamanca, 348 en Chamartín, 278 en Tetuán, 160 en Chamberí, 823 en Fuencarral-El Pardo, 726 en Moncloa-Aravaca, 465 en Latina, 577 en Carabanchel, 367 en Usera, 595 en Puente de Vallecas, 124 en Moratalaz, 451 en Ciudad Lineal, 765 en Hortaleza, 410 en Villaverde, 387 en Villa de Vallecas, 343 en Vicálvaro, 526 en San Blas-Canillejas y 367 en Barajas.

A comienzos de diciembre pasado, el Ayuntamiento denegó el permiso para operar en la capital a las compañías de patinetes eléctricos VOI, Wind y Lime, y les dio 72 horas para retirar sus vehículos de las calles.

La medida obedeció, según el Ayuntamiento, a que las aplicaciones de estas empresas no determinaban que el trayecto tuviese en cuenta las zonas por las que no pueden circular estos vehículos, como calles y espacios peatonales o vías con múltiples carriles de circulación y con una velocidad de 50 kilómetros por hora.

Las empresas autorizadas para desplegar patinetes eléctricos deben tener seguro para usuarios y terceras personas, geolocalización y "aplicaciones que impidan que los puntos de inicio y llegada de los trayectos se realicen en zonas por donde no pueden transitar" estos y otros vehículos de movilidad urbana.

Según la Ordenanza de Movilidad Sostenible, estos patinetes eléctricos y otros vehículos de movilidad urbana tienen prohibido ir por la acera, carriles bus, calles con más de un carril por sentido, y por accesos y tramos no semaforizados de la M-30.

Los patinetes, dice el Ayuntamiento, podrán circular por carriles bici, pistas bici, por la calzada de calles integradas dentro de zonas 30 respetando la prioridad del peatón y por las calles en las que en todos sus carriles la velocidad máxima de circulación sea igual o inferior a 30 kilómetros.