Música

Toots & the Maytals y Fermín Muguruza, en 15 aniversario Caníbal Apolo

Barcelona, 30 sep (EFE).- Los jamaicanos Toots & The Maytals, los balcánicos Fanfare Ciocarlia, los bosnios Dubioza Kolektiv, los colombianos Aterciopelados y el vasco Fermín Muguruza actuarán en octubre en la sala Apolo de Barcelona para celebrar el décimo quinto aniversario del ciclo Caníbal Apolo, según la organización.

Desde hace 15 años, cada miércoles por la noche el Caníbal Apolo acoge a miles de personas atraídas por las sesiones de DJs y los conciertos de artistas de música festiva y urbana, la actualización del denominado Sonido Barcelona o Mestizaje, que desde la década de los 90 tiene reconocimiento internacional.

Actualmente, el Caníbal Apolo es la gran fiesta de la música festiva y el espacio donde todos los artistas del género quieren presentar sus nuevos discos, como Txarango -que presentaron su primer disco-, La Pegatina, Macaco, Green Valley, Itaca Band, ZOO, La Raíz o Los Delinqüentes y grupos internacionales como Bersuit, Molotov, Todos Tus Muertos, Bomba Estéreo o Lee "Scratch" Perry.

Este mes de celebraciones contará con conciertos de artistas internacionales como los jamaicanos Toots & The Maytals, los colombianos Aterciopelados y el vasco Fermín Muguruza -día 3-, los balcánicos Fanfare Ciocarlia -día 10-, los bosnios Dubioza Kolektiv y Muyayo Rif -día 17-, los emergentes Systema Solar -día 23- y los brasileños Natiruts -día 24-.

La culminación de la celebración será una gran fiesta el miércoles 31 de octubre con actuaciones de algunos de los grupos que han acompañado estos 15 años de Canibal Apolo como Lágrimas de Sangre, Roba Estesa, Adala, La Sra Tomasa, Chalart 58 & Matah, Santo Machango y una serie de nombres claves del género que se irán anunciando.

Ya hace quince años que los miércoles al Apolo se han caracterizado para ser una de las noches más eclécticas y exitosas que se celebran en Barcelona, quince años a lo largo de los cuales la música festiva ha arañado horas de sueño a miles y miles de jóvenes que semanalmente llenan las tres salas de la Apolo para escuchar, disfrutar y bailar propuestas de música festiva, tanto de casa como internacionales.

Esta noche es conocida como el Caníbal del Apolo, antes Caníbal Sound System, y se ha transformado, gracias a su éxito, en la plataforma preferida por los artistas y la industria de la música para presentar sus nuevos trabajos o las nuevas aventuras musicales, desde grupos desconocidos procedentes de todos los rincones del mundo, a las propuestas más consolidadas.

La música que suena es reggae, hip hop y soul de todos los tiempos, rumba, músicas urbanas, otras músicas mestizas e incluso drum and bass y jungle, los estilos más apreciados por el público.

En esta línea, el Caníbal Apolo creó el ya desaparecido Rumba Club, que durante unos ocho años dinamizó el género autóctono de los gitanos catalanes, y organizó un gran festival en el Poble Espanyol conocido como Festín Caníbal.

Ahora hace cuatro años, el Caníbal dio un salto cualitativo sin perder su esencia ni su público: la Sala Apolo se lo hizo suyo y ello, junto con la reforma que ha mejorado la sala, ha acabado de consolidar la fiesta como una de las más exitosas de Barcelona.

Desde entonces, todos los miércoles se programan uno o dos conciertos nacionales e internacionales del género festivo y urbano hacia las 21 horas y, justo después, se abre la sala a Djs nacionales e internacionales y a Sound Systems de prestigio.

Empezaron en 2003 con grupos como Dusminguet, Ojos de Brujo, Macaco, Muchachito Bombo Infierno, Amparanoia, La Kinky Beat o Los Delinqüentes.

Posteriormente, con La Pegatina, Txarango, Bongo Botrako o La Sra Tomasa y actualmente con Adala, Lágrimas de Sangre, Auxilio, ZOO, Suu o Santo Machango. EFE

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin