Todos

Conozca qué es el Bosón de Higgs y su importancia

Todo comenzó en 1964 cuando el físico Peter Higgs predijo la existencia de una partícula que lleva su nombre. Imagen: EFE

Todo comenzó en 1964, cuando el físico Peter Higgs predijo la existencia de una partícula bautizada como bosón de Higgs, a nivel teórico. Pero ha sido necesario casi medio siglo para que este científico, supiera casi con toda seguridad que tenía razón y que, ya de paso, había provocado que el célebre físico británico Stephen Hawking perdiera 100 dólares en su apuesta sobre que esa partícula no se hallaría. No en vano, el CERN ha señalado que a través de los resultados de los principales experimentos llevados a cabo en el Gran Colisionador de Hadrones se ha obtenido una cantidad de datos que avalan casi sin ninguna duda la existencia de este bosón. ¿Pero qué es exactamente esta partícula y quiénes han intervenido en su descubrimiento?

1 ¿Qué es el CERN?

Son las siglas por las que se conoce a la Organización Europea para Investigación Nuclear (por sus siglas en inglés). Es una organización internacional cuyo fin es la investigación física de partículas en laboratorio. Esta institución, con sede en Ginebra, es la mayor del mundo dedicada a este ámbito y su principal aportación son los aceleradores y colisionadores de partículas que permiten a los científicos, a través de experimentos, conocer las interacciones entre ellas.

2 ¿Qué es el Colisonador de Hadrones y cómo funciona?

La mayor infraestructura actualmente construida por el CERN es el Gran Colisionador de Hadrones (LHC, por sus siglas en inglés). Este consiste en un túnel con forma de circunferencia con una longitud de 27 kilómetros. A grandes rasgos, dentro de este complejo los protones son acelerados hasta velocidades cercanas a la luz, lo que provoca que se vayan desintegrando en partículas más pequeñas.

Este proceso se hace en dos direcciones de manera que en un punto de este túnel las partículas que van en ambos sentidos colisionan (de ahí su nombre) el resultado de ese choque, medido por las partículas y energía resultante tras producirse, es analizado por unos detectores. Con este proceso el colisionador, entre otras cosas, permite recrear las condiciones que se daban en el universo poco después de su origen, tras el Big Bang o la gran explosión. Entre los varios experimentos que se desarrollan en este colisionador los dos que han alcanzado más fama son el CMS y el ATLAS los cuales se centran en demostrar la existencia de la llamada partícula de Dios o bosón de Higgs

3 ¿Qué es el bosón de Higgs?

Según teorizó Petter Higgs, hay un campo que 'inunda' todo el universo. Dentro de éste todas las partículas se mueven de forma parecida a como dentro de un mar nadan los peces. De la misma forma que el mar está compuesto de agua, este campo estaría formado por partículas minúsculas. Son los bosones de Higgs, que forman este 'océano' que, a su vez, se llama campo de Higgs. Dentro de este 'mar' (campo de Higgs) no todos los peces (partículas) nadan a la misma velocidad, cuanta mayor sea la partícula menos rápido se mueve ya que encontraría una mayor resistencia para moverse dentro de él, esta dificultad para nadar' sería lo que se entendería como la masa de las partículas, mientras que el propio bosón obtendría su masa del propio campo. En este sentido, los fotones (partículas que transportan la luz), al tener una masa nula, serían los que más rápido se mueven (300.000 km por segundo), mientras que el resto de aprtículas que si tienen masa 'nadan' más despacio en este 'océano' y cuando alguna de ellas choca con uno de estos bosones deja de ser energía y se configura en materia

4 ¿Por qué se le llama la partícula de Dios?

Es por lo anterior por lo que al bosón de Higgs se le llama la 'partícula de Dios' ya que ésta es la que permitió que un universo que en su origen no era más que energía pudiera ir cambiando su configuración en materia, la cual posteriormente daría lugar a todos los cuerpos celestes y a todo lo que actualmente existe en él de forma material, incluido el ser humano. Paradójicamente, se le llama la 'partícula de Dios', al ser la que posibilitó la existencia de materia, pero su descubrimiento refuerza la hipótesis de que el universo, tal cual lo conocemos hoy, pudo originarse por sí mismo sin necesidad de intervención de alguna supuesta entidad divina.

La principal repercusión de este descubrimiento es que rellena una laguna de esta hipótesis que era cómo el universo 'por sus propios medios' habría logrado cambiar la configuración de parte de toda su energía en materia y que refuerza el modelo estándar que se analiza en la física de partículas.

comentariosWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin