Buscar

Al Assad, señalado por primera vez como responsable de los ataques químicos en Siria

13/01/2017 - 20:43
  • Los investigadores internacionales le culpan
El presidente sirio, Bashar al Assad. Imagen: Reuters

Los investigadores internacionales que analizan los ataques perpetrados con armas químicas en Siria señalan por primera vez como responsable al presidente del país, Bashar al Assad, en un paso más de unos informes que hasta ahora únicamente señalaban a instituciones militares.

Un documento elaborado por el Mecanismo de Investigación Conjunta de la ONU y la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPCW, por sus siglas en inglés) y al que ha tenido acceso Reuters recoge un listado con dirigentes vinculados a una serie de ataques con gas cloro registrados durante los años 2014 y 2015.

La lista menciona al presidente de Siria y a su hermano Maher al Assad, así como a otros altos cargos, por considerar que la orden de uso de este armamento tóxico sólo pudo proceder de la cúpula del Gobierno, según una fuente vinculada a las investigaciones.

En concreto, el documento señala a 15 personas repartidas en tres secciones, la primera de las cuales se titula "Círculo Cercano del Presidente" e incluye, además de Al Assad y a su hermano, al ministro de Defensa y al jefe de la Inteligencia militar.

La segunda sección nombra al comandante de la Fuerza Aérea y a los responsables de cuatro divisiones, mientras que en el tercer apartado figuran "otros mandos militares relevantes", en concreto dos coroneles y un teniente general.

La responsable de la comisión, Virginia Gamba, ha negado en un mensaje a Reuters la existencia de una lista de individuos sospechosos "en este momento", a pesar de la existencia de este documento en el que se cita las personas que deben ser "examinadas de cerca".

Crímenes de guerra

El uso de armas químicas está prohibido por el Derecho Internacional y podría constituir un crimen de guerra. Una fuente del Gobierno sirio ha reiterado que las acusaciones contra el Gobierno "no tienen base de verdad".

La investigación internacional abierta sobre Siria carece de competencias en términos jurídicos, pero la inclusión de nombres permitiría la apertura de procesos. El Consejo de Seguridad de la ONU tiene la potestad de remitir el caso de Siria al Tribunal Penal Internacional (TPI).

Uno de los ataques más graves tuvo lugar en agosto de 2013 en Ghuta, a las afueras de Damasco, y concluyó con la muerte de cientos de personas. Fue el incidente más grave de este tipo desde la masacre de Halabja, en 1988, cuando al término de la guerra entre Irak e Irak perdieron la vida 5.000 personas en el Kurdistán.

Comentarios 0