Oriente Próximo

Siria acepta el alto el fuego con una condición: seguir luchando contra el Estado Islámico

Bashar al Assad. Imagen: Reuters

El Gobierno sirio ha señalado este martes que acepta suspender las operaciones de combate siempre y cuando los esfuerzos militares contra el Estado Islámico, el Frente al Nusra y "otros grupos terroristas vinculados a ellos" continúen. Israel duda del éxito del alto el fuego.

En su primera reacción al anuncio este lunes por Estados Unidos y Rusia de un alto el fuego a partir del sábado 27 de febrero, el Gobierno de Bashar al Assad ha hecho saber que "acepta cesar las acciones de combate sobre la base de que continúen los esfuerzos militares para combatir el terrorismo contra Estado Islámico, el Frente al Nusra y otras organizaciones terroristas afiliadas a ellas".

El Ministerio de Exteriores sirio ha señalado que Damasco se coordinará con Rusia para decidir qué grupos y zonas estarán incluidas en el plan de "cese de hostilidades" que debería entrar en vigor el sábado.

Asimismo, ha subrayado la importancia de sellar las fronteras y frenar el apoyo exterior a los grupos armados y "evitar que estas organizaciones fortalezcan sus capacidades o cambien sus posiciones, con el fin de evitar lo que podría arruinar este acuerdo".

Por último, el Gobierno sirio ha dejado claro que el Ejército se reserva el derecho a "responder a cualquier violación (del acuerdo) por estos grupos contra ciudadanos sirios o contra sus fuerzas armadas".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin