Otros deportes

Lorenzo encadena su segunda victoria consecutiva ante un consistente Rossi

Le Mans (Francia), 18 may (EFE).- El español Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1), encadenó su segunda victoria consecutiva de la temporada, el segundo piloto que logra repetir en lo que va de año, al vencer con claridad en Le Mans como antes lo hizo un Valentino Rossi que demostró una gran consistencia y con cuyo rendimiento dejaron en evidencia los problemas técnicos de los pilotos de Honda.

El doble campeón del mundo de Repsol Honda, el español Marc Márquez, dejó claro casi desde el principio que no estaba en condiciones de luchar por la victoria, aunque en una maniobra desesperada lo intentó en la variante, le salió mal, y desde ahí hasta el final primero perdió terreno ante sus rivales más directos, y luego protagonizó una espectacular pelea con el italiano Andrea Iannone (Ducati Desmosedici) por la cuarta posición.

Lorenzo evidenció un muy bien ritmo en los entrenamientos y sus rivales sabían que salvo que lo frenaran en las vueltas iniciales la victoria era suya una vez más y aunque lo intentaron, ninguno pudo lograr su objetivo pues el campeón del mundo de MotoGP en 2010 y 2012, concluyó en primera posición la vuelta inicial y de ahí hasta el final rodó con la precisión de un reloj suizo.

Vuelta a vuelta y a pesar de los esfuerzos de Valentino Rossi de alcanzarlo tras doblegar a Iannone y Andrea Dovizioso, Jorge Lorenzo consolidó su victoria con paso firme, dejando claro que el triunfo de Jerez no fue fruto de la casualidad, como tampoco lo es el liderato de su compañero Valentino Rossi en la clasificación provisional del mundial.

Las Yamaha han dado un paso adelante importante en su evolución y casi a la par parece que las Repsol Honda de Marc Márquez y Dani Pedrosa dejan al descubierto que no encuentran el camino apropiado para solucionar los problemas que tienen en el tren delantero, lo que seguramente ya ha hecho saltar todas las alarmas entre los ingenieros nipones.

Honda sólo ha conseguido vencer en Austin, un trazado en el que Marc Márquez es prácticamente imbatible, y eso ya es motivo más que suficiente como para que muestren cierta preocupación, máxime por el hecho de que las Yamaha no parecen fallar y están teniendo una solidez envidiable en este inicio de campeonato, con una quinta posición de Jorge Lorenzo como peor resultado de ambos.

Igual que Yamaha parecen estar las Ducati de los dos Andrea, Dovizioso e Iannone, en particular el primero, que lleva cuatro podios en cinco carreras y constata que la llegada de la marca de Borgo Panigale a la elite mundialista es un hecho constatado y que la consecución de su primera victoria en esta nueva etapa es única y exclusivamente cuestión de tiempo.

Mención especial se merece Dani Pedrosa, quien reaparecía tras su intervención quirúrgica en un brazo y después de tres grandes premios de ausencia, y a pesar de la caída que sufrió en la segunda vuelta, y en contra de lo que había sucedido en otras ocasiones, decidió subir de nuevo a su Repsol Honda y continuar, en un claro deseo de probarse para conocer su estado físico.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin