Política

Los futuros miembros de la fuerza militar árabe conjunta se reunirán en un mes

El Cairo, 29 mar (EFE).- Los jefes de Estado Mayor de los países árabes que quieran unirse a la fuerza militar conjunta aprobada en la cumbre de la Liga Árabe que se clausuró hoy se reunirán dentro de un mes para estudiar los mecanismos de aplicación de este proyecto.

El secretario general de la Liga, Nabil al Arabi, anunció que las conclusiones de la cita de ayer y hoy a ese respecto serán transmitidas a una comisión tripartita árabe formada por Kuwait, Egipto y Marruecos para profundizar en los estudios técnicos y políticos sobre el proyecto de la fuerza militar.

El papel de esos tres países no supone su participación en dicha fuerza militar, sino que han sido designados por haber albergado la anterior, la actual y la próxima cumbre árabe, que se celebrará en Marruecos según decidieron hoy los jefes de Estado árabes.

En la fase final, el proyecto será propuesto ante el Consejo Árabe de Defensa Conjunta, formado por los ministros de Exteriores y de Defensa árabes, para aprobarlo.

En una rueda de prensa al final de la cumbre, Al Arabi anunció que la adhesión a esa fuerza es voluntaria y que esta intervendrá tras una petición presentada por el país interesado.

El Gobierno iraquí fue el único que presentó sus reservas de forma abierta sobre la iniciativa a través de una carta enviada a la Liga Árabe, en la que aseguró que Bagdad "no quiere aprobar está iniciativa antes de que haya un diálogo sobre ella".

Esta reacción de Irak fue explicada por el secretario general de dicho organismo panárabe como un llamamiento a que haya más debate sobre este paso y no como una oposición.

La creación de la nueva fuerza militar, acordada durante la cumbre que cerró hoy sus puertas en la ciudad egipcia de Sharm al Sheij, pretende hacer frente a las amenazas contra la seguridad nacional, la expansión de grupos terroristas y las injerencias extranjeras, según el comunicado final de la conferencia.

El presidente egipcio, Abdelfatah al Sisi, aseguró hoy que los líderes árabes decidieron formar un equipo de responsables de alto nivel, bajo la supervisión de los jefes de Estado Mayor de los Ejércitos árabes, para preparar los mecanismos necesarios para la creación de esa fuerza y su formación.

En su opinión, es "necesario afrontar de forma urgente y equilibrada los desafíos" que atraviesa la región, entre los que citó el terrorismo, las injerencias extranjeras y el sectarismo, en alusión velada a la consolidación de la influencia iraní en algunos países árabes.

Según el proyecto de resolución para la creación de ese Ejército común, la nueva fuerza "cumplirá las misiones de intervención militar rápida para afrontar los desafíos que puedan amenazar la seguridad y la soberanía de cualquiera de los países miembros".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin