Política

El Parlament pide la derogación de las reformas laborales al dividir sus votos JxSí

Barcelona, 10 mar (EFE).- El Parlamento catalán ha aprobado hoy dos resoluciones en el pleno monográfico sobre pobreza en las que se insta a impulsar "la derogación de las recientes reformas laborales" y muy especialmente de la última promovida por el PP, gracias al hecho de que Junts pel Sí (JxSí) ha dividido sus votos.

Las resoluciones han sido presentadas por Catalunya Sí Que Es Pot y por la CUP, y en ambas se ha producido un resultado casi idéntico por lo que respecta a los apoyos conseguidos, ya que han votado a favor ERC, algunos independientes de JxSí, PSC, Catalunya Sí Que Es Pot y la CUP, mientras que el PP ha votado en contra y CDC y Ciudadanos (C's) se han abstenido.

Como ya ha ocurrido en ocasiones anteriores en que ERC y CDC no coinciden en sus posicionamientos políticos, Junts pel Sí (JxSí) ha dado libertad de voto y sus diputados han votado de forma distinta.

El texto de la resolución de CSQEP insta a pedir al Gobierno del Estado que impulse la derogación de las últimas reformas laborales pero también la puesta en marcha de reformas legislativas "para recuperar el nivel de protección social existente hasta junio de 2012 y muy especialmente la cobertura de personas mayores de 45 años".

En otro punto, se pide "plantear al Gobierno del Estado la recuperación de la figura de la autorización administrativa previa por parte de la autoridad laboral en los supuestos de suspensión o rescisión colectiva de contratos por razones económicas, tecnológicas, productivas y organizativas".

El Parlament, asimismo, insta al Govern a poner en marcha un Plan de Actuación de la Inspección de Trabajo de Cataluña que tenga como objetivo prioritario la erradicación de la desigualdad salarial por razones de género, la persecución del fraude y los abusos en la contratación y las condiciones de trabajo.

En el último punto del texto aprobado se pide un plan de choque que permita "la acreditación profesional de las personas paradas de larga duración" con la finalidad de que dicha acreditación sea un factor que facilite su inserción laboral.

Por lo que respecta a la resolución de la CUP, ésta afirma que "hoy podemos constatar que la reforma laboral aprobada en 2012 no ha conseguido ninguno de los objetivos que el Gobierno anunciaba: no ha frenado la destrucción de empleo y no ha eliminado la temporalidad, por lo que sin mejorar las condiciones que regulan el mercado laboral difícilmente se podrá librar con éxito ningún combate contra la pobreza y la emergencia social".

Para revertir "las condiciones laborales que hoy están en la base de la pobreza y la precariedad en Cataluña", la resolución propone que el Govern de la Generalitat "adopte el posicionamiento claro de rechazo a la reforma laboral aprobada el 10 de enero de 2012 y trabaje para su derogación".

Ambas resoluciones han sido aprobadas después de que ERC expresara previamente su intención de apoyarlas, algo que el grupo del que forma parte -Junts pel Sí- prevé que pueda ocurrir en materias que no figuren dentro del programa electoral con el que concurrieron a las elecciones catalanas del 27S.

Junto a ERC han votado también a favor diputados independientes de JxSí, algo que ya sucedió hace una semana en una moción que instaba la retirada de un monumento franquista que hay en Tortosa (Tarragona), y que el diputado independiente Germà Bel ya ha indicado hoy que podría repetirse.

CDC, por el contrario, votó en contra de aquella moción y hoy se ha abstenido en la resolución sobre la reforma laboral.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin