Política

Quinielas ministeriales de un futuro gobierno incierto de Rajoy

  • Cospedal sería una de las novedades de este Ejecutivo
Rajoy y Cospedal en la sede del Partido Popular. Imagen: EFE

Aún no se ha cerrado la primera ronda de contactos del presidente en funciones, Mariano Rajoy, con el resto de fuerzas políticas con el objeto de la formación de un nuevo gobierno y ya se dan a conocer las primeras quinielas de los ministros que podrían integrar el nuevo ejecutivo que se prevé en minoría. ¿Acuerdo atado entre PP y PSOE?

Abocados a un Gobierno monocolor, como estos días dejan caer los dirigentes populares, este miércoles el diario ABC publica en papel la primera quiniela de un posible equipo de Gobierno de Rajoy. En primer lugar, Pedro Morenés se descarta como titular de Defensa. Apenas es una novedad, el mandatario de esta cartera hace tiempo que anunció su marcha de la política a la empresa privada. Mucho se fabuló sobre ello en mitad de la primera legislatura de Mariano Rajoy.

De Luis de Guindos, otro de los miembros de su último Consejo de Ministros, también se dijo que preferiría decir adiós a la política. Sin embargo, ahora se comenta que también reconoce que si el presidente le pide que continúe, no se negará. Además existen demasiados rumores que mantienen que puede convertirse en vicepresidente económico.

Entre los nuevos fichajes emerge el de Maria Dolores Cospedal. En palabras de unos posibles compañeros, "Rajoy se lo debe" por todos los asuntos feos que ha tenido que tragarse con el 'caso Bárcenas'. La secretaria general podría desempeñar varias carteras. Interior es una de ellas. También Fomento, cuya actual titular, Ana Pastor, amiga personal de Mariano Rajoy, es de las pocas personas que ha confesado querer seguir junto al dirigente gallego.

Los demás -rubrica ABC- se debaten entre los pros y los contras de que Rajoy les encomiende que siga en su Gobierno. Pero el presidente prefiere tener como colaboradores a personas de confianza, además le cuesta mucho trabajo despedir a alguien. Sin embargo, como reconoce un ministro en funciones,  "se supone que vamos hacia una nueva etapa y es imposible que en una nueva etapa estemos los mismos". Y en ese terreno, en el de los quemados, los sobreros -dicho en términos taurinos- serían Jorge Fernández Díaz, salpicado por el caso de las escuchas con el director de la Oficina Antifraude de Cataluña, y Cristóbal Montoro, el artífice de toda la política de Hacienda del Gobierno de Mariano Rajoy. Y ahí precisamente es donde se plantea un nuevo problema, ya que el presidente del PP es muy amigo del primero, y agradece enormemente el trabajo del segundo, quien por cierto sí ha manifestado querer cerrar su etapa política en este punto.

De Sáenz de Santamaría no se discute su continuidad. Tampoco parece que se prescinda de Fátima Báñez, mientras que el titular de Exteriores -al que no le importaría quedarse con Hacienda o con una vicepresidencia- suena como posible presidente del Congreso de los Diputados, o responsable, como diputado raso, de la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados. Por último, Alfonso Alonso se marcha para el País Vasco como candidato en las próximas elecciones vascas, lo que no parece compatible con su actual desempeño. El resto, Méndez de Vigo, García Tejerina y Catalá son por ahora una incógnita.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin