Política

Ciudadanos reacciona a sus bajas e incluirá a los militantes dentro de sus órganos de dirección

  • C's "se nutre del liberalismo progresista y del socialismo democrático"
  • El partido narnaja admite que está perdiendo afiliados desde el 20D
Albert Rivera desde la sede de su partido. Imagen: Elisa Senra

Ciudadanos quiere aumentar la representatividad y la democracia interna de sus dos principales órganos, el Comité Ejecutivo y el Consejo General, y los cambios se aplicarán en la Asamblea General (congreso) que el partido naranja celebrará en Madrid a principios de noviembre.

La última asamblea general tuvo lugar en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) en octubre de 2011, cuando su ámbito de actuación estaba centrado en Cataluña y carecía de representación en otros parlamentos autonómicos, ni en las Cortes Generales. Su cuarto congreso debería haber sido cuatro años después, pero se ha tenido que retrasar por las elecciones generales de diciembre de 2015 y del pasado junio, ya que sus Estatutos no permiten organizar asambleas ni cuatro meses antes de unos comicios ni en los dos posteriores.

Fuentes del partido presidido por Albert Rivera han explicado que se están redactando unos nuevos Estatutos y que, en un reglamento precongresual que se pretende votar antes de la Asamblea General, la dirección propondrá un nuevo método de elección de los miembros del Consejo General y del Comité Ejecutivo.

Afiliados, no solo compromisarios

La idea es que todos los afiliados de Ciudadanos puedan participar en la elección tanto del Consejo General, máximo órgano de representación del partido entre Asambleas Generales, como del Comité Ejecutivo, que se encarga de la gestión administrativa y política bajo la supervisión del Consejo General.

Según las normas vigentes, el Consejo General es elegido en listas abiertas por los compromisarios de la Asamblea General, cuyo número viene determinado por el número de afiliados y su distribución por agrupaciones.

Es el órgano de representación de la militancia y está compuesto por cinco miembros elegidos por la Ejecutiva (un presidente, un secretario general y tres integrantes del Comité Ejecutivo); 60 vocales elegidos por la Asamblea General en listas abiertas; y hasta cinco cargos públicos del partido o representantes de estos elegidos por el Consejo General a propuesta del presidente del partido.

Actualmente, el Consejo General cuenta con 70 miembros, pero, según las fuentes consultadas, la dirección de Ciudadanos quiere aumentar la cifra a 150 para que los coordinadores territoriales sean miembros natos del Consejo y que así haya "una mayor representación autonómica".

En cuanto al Comité Ejecutivo, que se elige en la Asamblea por un sistema mayoritario de listas cerradas y bloqueadas -se votan equipos-, puede estar integrado por entre 20 y 40 miembros. Ahora tiene 24, incluido el presidente, pero la intención es llegar a los 40.

Liberal, progresista, socialdemócrata

En la Asamblea General de noviembre se aprobarán unos nuevos Estatutos y una nueva ponencia política. Sobre esta segunda cuestión, las fuentes han explicado que se "actualizará" el ideario de C's para adaptarlo a las nuevas circunstancias del partido -que hasta hace unos años estaba centrado en el ámbito de Cataluña-, pero se descartan grandes cambios.

El ideario dice que Ciudadanos es "el fruto maduro de una reacción ciudadana que tiene su origen en Cataluña y que posteriormente se proyecta a toda España". En el primer caso, su objetivo era "regenerar la democracia en Cataluña" haciendo frente a las políticas nacionalistas y ocupando "el vacío de representación en el espacio electoral de centro-izquierda no nacionalista".

Y a nivel nacional, se propuso responder a la "amenaza" de unos cambios estatutarios "orientados por mayorías condicionadas por partidos nacionalistas", así como intentar "superar una agria confrontación entre los dos grandes partidos españoles".

En términos ideológicos, el documento señala que Ciudadanos "se nutre del liberalismo progresista y del socialismo democrático" y que defiende "los grandes valores de libertad, igualdad y solidaridad" desde una posición de "realismo y sentido común".

Según las fuentes, en la formación naranja se sienten cómodos con los adjetivos "socialdemócrata, liberal y progresista", y "no tendría explicación hacer un giro ideológico" en el cónclave del próximo otoño.

Baja la afiliación

Ciudadanos ha crecido considerablemente desde el congreso fundacional de julio de 2006, en el que Albert Rivera fue nombrado presidente, pero también desde la última reunión de la Asamblea General en 2011.

Entonces tenía cerca de 1.400 afiliados y era un partido eminentemente catalán. Ahora está presente en el Congreso de los Diputados, en la mayoría de los Parlamentos autonómicos y en más de 700 ayuntamientos, y el número de militantes se ha multiplicado.

Aunque antes de las elecciones generales de diciembre la afiliación había ido creciendo hasta alcanzar los 32.000, las fuentes de C's han admitido que tras los comicios ha descendido hasta situarse por debajo de los 30.000.

Las fuentes de C's han precisado que la gran mayoría de los militantes perdidos son afiliados que no solicitaron la baja, pero dejaron de pagar la cuota, de manera que a los seis meses quedan automáticamente fuera del partido.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin