Política

Un sector crítico a Albert Rivera pide a C's mayor transparencia y listas desbloqueadas

  • Aseguran que el partido viola sus estatutos fundacionales
  • Denuncian el "miedo" a opinar distinto a la dirección nacional de C's
Albert Rivera, líder de Ciudadanos. Imagen: EFE

Un grupo de afiliados de Ciudadanos ha constituido una plataforma llamada TranC'sparencia con el fin de introducir sus iniciativas en la IV Asamblea General que la formación naranja celebrará los días 4 y 5 de febrero de 2017 y donde, previsiblimente, Albert Rivera saldrá reelegido líder de la formación naranja.

Cuatro representantes de TranC'sparencia han ofrecido una rueda de prensa en Madrid en la que han indicado que el manifiesto fundacional de este grupo, que se dio a conocer el pasado abril, ha sido firmado por entre 350 y 400 afiliados, a los que hay que añadir otros 1.200 que "se adhieren al proyecto". Entre ellos se incluyen, según han precisado, cargos públicos de C's y cargos orgánicos de todos los niveles, aunque "por defensa de sus intereses" prefieren dejarlos en un segundo plano.

Según ha explicado José María Romero, uno de los impulsores del grupo de trabajo, hay personas que simpatizan con ellos pero no se atreven a firmar el documento porque en Ciudadanos "hay muchos compañeros que tienen miedo".

TranC'spaarencia pide que de cara al próximo Congreso de Ciudadanos los delegados sean elegidos por listas abiertas -y no listas planchas- y bajo la fórmula de un afiliado un voto. Además, reclaman igualdad de recursos para cada candidatura, o bien que la votación sea en urna y no de manera telemática.

Remarcan que los militantes tendrán que elegir a quien ocupa la Presidencia y a su equipo para el Comité Ejecutivo en listas cerradas y bloqueadas. Las candidaturas se presentarán dos días antes de la votación. TranCs'parencia, reza su nomenclarura, "quiere votar limpio, seguro, transparente, sin dudas, con el censo a la vista y con recuento público de votos". Así mismo, y en tono crítico a Rivera, "piden coraje, responsabilidad y valentía para poner en práctica las reformas que necesita" en su opinión la formación naranja.

Exediles de Ciudadanos, como la sevillana Carmen López, expulsada por su partido por pedir a su consistorio que le costease los gastos de sus viajes a Chicago, donde vivía, se suman a esta iniciativa y se manifiestan en las redes de este modo: "Todos son lo mismo. Dije solo quedarán cuervos y se atacarán unos a otros".

Entre los reproches de este grupo de personas consta la falta de control y en concreto la denuncia de que un miembro de la Comisión de Garantías de Ciudadanos se incorporó siendo dirigente de otro partido político, violando de este modo el ideario y los Estatutos. De momento, la dirección general del Ciudadanos ha optado por el silencio. Y algunos miembros de la misma aseguran "no conocer en profundidad" las acciones de esta plataforma.