Política

La oposición eslovaca presenta una moción contra el Gobierno tras el asesinato de un periodista

Praga, 7 mar (EFE).- La oposición conservadora y liberal de Eslovaquia anunció hoy una moción de censura contra el Ejecutivo tripartito del socialdemócrata Robert Fico, cuestionado tras la muerte de un periodista y por supuestos contactos de miembros del Gobierno con la mafia, informó la televisión Ta3.

El asesinato a finales de febrero del periodista de investigación Jan Kuciak conmocionó al país y la publicación de forma póstuma del último reportaje en el que trabajó ha desatado un terremoto político.

En ese artículo, Kuciak exponía una compleja red eslovaca de la Ndrangheta, la mafia calabresa, con vínculos que llegaban hasta la oficina del jefe del Ejecutivo, a través de dos asesores.

Esos dos asesores son Maria Troskova, asistente personal de Fico, y el secretario del Consejo de Seguridad del Estado, Viliam Jasan, que, según ese reportaje, tendría vínculos con la mafia.

Ambos han dimitido temporalmente de sus puestos y han denunciado que su nombre está siendo usado para atacar al primer ministro.

"Eslovaquia se encuentra en una profunda crisis. Robert Fico, como jefe del Consejo Nacional de Seguridad amenaza la seguridad de este país al infiltrar con gente de la mafia calabresa ese consejo y la Oficina del Gobierno", dijo hoy en rueda de prensa Lucia Duris Nicholsonová, vicepresidenta del Parlamento y diputada de la formación liberal Libertad y Solidaridad (SaS).

Todavía no hay una fecha para el debate y la votación de la moción de censura.

Igor Matovic, líder del movimiento conservador Gente Corriente (OLaNO), justificó la moción por una supuesta vuelta del país "a los años 90", un periodo marcado por las políticas del autoritario Vladimir Meciar.

SaS y OLaNO, primer y segundo partido de la oposición, respectivamente, basan sus criticas al Gobierno y su moción en la información del reportaje del periodista asesinado.

Según dichas formaciones opositoras, el Ejecutivo de Fico está en connivencia con la mafia italiana y con el hampa eslovaco, y no se puede confiar en él ni en la policía para una investigación imparcial.

El Gobierno tripartito sufre además tensiones internas, ya que la formación de la minoría húngara, Most-Hid, ha pedido la destitución del ministro de Interior, Robert Kalinak.

En el caso de que Fico no prescinda de Kaliak, Most-Hid podría acordar su salida de la coalición el próximo día 13 de marzo.

Pero en este momento, la oposición no cuenta aún con los votos necesarios para forzar la salida en bloque del Gobierno de Fico en una moción de censura.

El presidente del país, Andrej Kiska, ha dicho que la actual crisis exige una remodelación del Ejecutivo o la celebración de elecciones anticipadas.

Fico, por su parte, ha acusado a Kiska de desestabilizar el Estado y de formar parte de un complot en el que estaría involucrado el millonario estadounidense George Soros.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin