Política

Garrido pedirá hoy a Sánchez una Conferencia de Presidentes para la financiación

Madrid, 25 jun (EFE).- El presidente madrileño, Ángel Garrido, pedirá hoy al presidente nacional, Pedro Sánchez, una reunión de la Conferencia de Presidentes con la financiación autonómica como tema principal, una cuestión "crucial" que no puede abordarse con "arreglos bilaterales".

Durante un desayuno informativo organizado por Europa Press, Garrido ha rechazado que Sánchez pueda plantear "vías bilaterales de negociación al margen del conjunto de las comunidades autónomas", o que "esté más pendiente de satisfacer las demandas de quienes quieren dividir España que de los que trabajamos para mantenerla unida".

"Teniendo dos años de Legislatura por delante, Pedro Sánchez ha dicho que renuncia a acordar un modelo de financiación entre el Gobierno y las comunidades autónomas, como es su obligación institucional; y en cambio, propone una serie de arreglos bilaterales que recuerdan sospechosamente a lo que el Gobierno socialista ya hizo en 2009".

Esta "actitud de brazos caídos" e incluso de "huelga" por parte de Sánchez, ha seguido diciendo, "no es aceptable, y si el Gobierno no cumple con su deber, Madrid sí va a hacerlo", por lo que pedirá hoy mismo a Sánchez y a todos los presidentes autonómicos una Conferencia de Presidentes "con un único punto en el orden del día: la reforma del sistema de financiación autonómica".

Garrido ha asegurado que presidentes autonómicos "desde la izquierda hasta el PP" se quejan de esta actitud de "brazos caídos" de Sánchez, y defienden que España no puede renunciar durante dos años a negociar el modelo de financiación", independientemente de que luego esa negociación dé o no frutos positivos.

La voluntad de Madrid, ha seguido explicando, es presentar en esa Conferencia de Presidentes un modelo de financiación para la región "basado en la solidaridad, suficiencia, equidad, transparencia y corresponsabilidad fiscal", elementos "que sirvan para llegar a un modelo común para todos".

"Por supuesto, nuestra propuesta no pretende ser única ni excluyente; de hecho, el modelo final debiera considerar, en lo posible, el conjunto de intereses y aspiraciones legítimas de las propuestas de las diferentes comunidades autónomas", ha continuado.

Y en este sentido, ha reiterado que lo que es inadmisibles que el Gobierno e España "se declare ausente en la resolución de un problema de Estado solo porque haya decidido convertirlo en moneda de cambio con unos y otros".

"El Presidente tendrá que explicar en esa reunión por qué ha decidido, unilateralmente, conculcar el compromiso que el Gobierno de España y las comunidades autónomas adquirieron hace un año en la Conferencia de Presidentes, donde acordaron reformar el sistema de financiación. Y nos tendrá que explicar qué modelo de negociación considera mejor que el nacido de la lealtad institucional, la transparencia y el debate", ha subrayado.

Respecto a las peticiones desde el PSOE para que las comunidades "armonicen" su fiscalidad, Garrido ha criticado que utilicen ese eufemismo cuando en realidad quieren decir "subida de impuestos".

"No nos contéis rollos", ha exigido, antes de garantizar que mientras el PP esté gobernando en Madrid no se aumentará la presión impositiva sobre los ciudadanos y la Comunidad "seguirá siendo esa isla de confianza de baja fiscalidad".

Ha dicho temer que desde el Gobierno de Pedro Sánchez se presione a Madrid para subir los impuestos, puesto que la ministra de Hacienda -exconsejera de la misma cartera en la Junta andaluza- "era de las que arruinaban la economía de Andalucía y supongo que irá por esa línea".

A este respecto, ha advertido de que no va a "admitir" que "alguien que lo ha hecho mal en un sitio venga a darnos lecciones a los que lo hemos hecho bien".

Y ha insistido en que el modelo fiscal de Madrid es un modelo "de éxito". "Si alguien tiene un modelo mejor, que me traiga los datos y a lo mejor lo tengo que copiar, pero ahora mismo no", ha concluido.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin