Buscar

Un grupo liberal pide a la Eurocámara revocar el premio Sájarov de Aung San Suu Kyi

EFE
29/08/2018 - 18:00

Bruselas, 29 ago (EFE).- El grupo parlamentario liberal ALDE en el Parlamento Europeo instó hoy a este organismo a retirar el premio Sájarov a la libertad de conciencia a la líder de facto de Birmania Aung San Suu Kyi por su "falta de liderazgo moral y de compasión" en la operación militar contra la minoría rohinyá en ese país en 2017.

"El Parlamento Europeo (PE) debería retirar el premio Sájarov a la líder de Birmania para mandar un mensaje claro de que estos crímenes horribles no quedarán sin castigo", pidió el eurodiputado liberal estonio Urmas Paet en un comunicado.

Suu Kyi fue reconocida con este galardón de la Eurocámara en 1990, pero en ese momento se encontraba bajo arresto domiciliario y no pudo recogerlo en persona hasta 2013.

Los liberales critican que la actual jefa de facto del Gobierno birmano "cometió genocidio contra la minoría rohinyá" cuatro años después de recibir el galardón y recuerdan el reciente informe elaborado por investigadores de Naciones Unidas que señala que Suu Kyi no utilizó ni su posición ni autoridad moral para "prevenir o detener" los acontecimientos.

La vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos del PE, la eurodiputada independiente liberal Beatriz Becerra, advirtió de que Suu Kyi "ha abandonado los valores que le hicieron merecer el premio en 1990".

Si no se le retira el premio, añadió, "estaremos devaluando una de las mejores iniciativas que tenemos para promover la libertad de conciencia y los derechos humanos".

Fuentes del Parlamento Europeo explicaron a Efe que las bases del galardón no prevén que pueda ser revocado "a posteriori" y precisaron que se otorga por un "logro particular", no a toda una vida.

No obstante, una resolución de la Eurocámara aprobada en septiembre de 2017 sobre la situación de la minoría rohinyá abrió la puerta a estudiar si el premio puede ser revocado "en caso de que el galardonado infrinja sus criterios después de haberlo obtenido".

A Suu Kyi, también Nobel de la Paz por su oposición pacífica durante la dictadura (1962-2011) en Birmania, ya se le han retirado varios reconocimientos internacionales por su tibio papel en la crisis de los rohinyás, como el premio Libertad que le concedió en 2005 el Ayuntamiento de Edimburgo.

También el grupo socialdemócrata de la Eurocámara pidió hoy que los autores de la violencia rindan cuentas ante la justicia.

Una de las vicepresidentas de la formación, la española Elena Valenciano, urgió a Suu Kyi a "usar su posición clave para mejorar la situación inhumana de la minoría rohinyá" y para llevar a los responsables ante la justicia, además de cooperar con la Corte Penal Internacional (CPI).