Buscar

Empresas.- ALK Abelló lanza en España 'Grazax', la primera vacuna en tabletas contra la alergia al polen de gramíneas

11/02/2009 - 18:27

Es una opción terapéutica especialmente indicada para alérgicos que sufren rinoconjuntivitis, con o sin asma leve o moderado

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

Los laboratorios ALK Abelló han lanzado en España 'Grazax', la primera vacuna oral para combatir en adultos la alergia al polen de las gramíneas que demuestra tener un perfil de eficacia similar al de la vacuna subcutánea tradicional y un nivel de seguridad incluso superior al de las vacunas en gotas de administración sublingual.

La presentación de esta nueva opción terapéutica, que puede tomarse en casa, corrió en Madrid a cargo del doctor Pedro Guardia, jefe del Servicio de Inmunología y Alergia del Hospital Universitario Virgen Macarena de Sevilla, y de la doctora Montserrat Fernández, del Servicio de Alergia del Clínico San Carlos, de Madrid.

'Grazax' es un tratamiento de inmunoterapia frente a las gramíneas que se comercializa en cajas de 30 dosis a un precio de 106 euros cada una --financiado al 40 por ciento por la sanidad, el paciente pagaría 48 euros-- y que está indicado para alérgicos a este polen que sufran rinoconjuntivitis, con o sin asma de leve a moderado.

La terapia, que consiste en la toma de una tableta diaria durante tres años, debe iniciarse al menos ocho semanas antes de la estación polínica de las gramíneas --es decir, a principios de marzo--, consiguiendo sólo en el primer año, reducir un 50 por ciento la toma de medicamentos y un 30 por ciento los síntomas, según los resultados de 12 ensayos sobre 2.400 pacientes de 11 países, entre ellos España.

Según la doctora Fernández Rivas, quien advirtió de que la existencia de otras alergias que coincidan en el tiempo con la de las gramíneas reducen la eficacia de la vacuna, "en la segunda estación polínica, se redujeron los síntomas en más del 40 por ciento y la necesidad de tratamiento sintomático en más de un 70 por ciento".

UN AÑO DE BENEFICIOS SIN TRATAMIENTO

"Al tercer año, los síntomas se redujeron un 35 por ciento y la necesidad de tratamientos sintomáticos en un 65 por ciento", apuntó la experta, quien destacó también que, un año después de suspender el tratamiento, "se mantenían los beneficios de la vacuna, con reducción de síntomas del 30 por ciento y de medicamentos en un 50 por ciento".

Por su parte, el doctor Guardia, responsable del Comité de Inmunoterapia de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), destacó el perfil de seguridad de esta vacuna, que no causó "ningún efecto adverso grave" en los pacientes que participaron en sus ensayos clínicos, sólo reportando en un 70 por ciento de los casos picores de garganta, boca y oído, además de hinchazón en la lengua, molestias que "desaparecieron en una semana".

Según el experto, la seguridad de esta vacuna en tabletas que se diluyen bajo la lengua, radica también en que, gracias a este formato que puede administrarse el propio paciente en su domicilio, se mide "con mayor exactitud que con las gotas" la cantidad de alérgeno que se administra. No obstante, el doctor Guardia recomienda que la primera toma se realice en la consulta del alergólogo, por si se presenta algún tipo de efecto adverso.

Esta vacuna, que se comercializa desde 2006 en 27 países europeos para su uso en adultos entre los 18 y los 65 años de edad, se vende también para su uso en niños en Alemania y Austria, una indicación que podría funcionar también en España en un plazo de dos años, ya que los estudios realizados en 300 menores con edades entre los 5 y los 17 años --en los que participaron hospitales españoles como el Niño Jesús o el Hospital de Valladolid-- han confirmado una eficacia y seguridad similar a la del adulto en el primer año de tratamiento.