Salud

Convocan huelga indefinida en la sanidad privada el 27 de noviembre

Madrid, 16 nov (EFE) Los sindicatos CCOO, UGT y FSES-SATSE han confirmado hoy la convocatoria de huelga indefinida en la sanidad privada madrileña a partir del 27 de noviembre, tras la falta de acuerdo en acto de conciliación con la Asociación de Clínicas Privadas de la Comunidad de Madrid (ACPM).

Así lo manifiestan en un comunicado conjunto en el que aseguran que esta asociación "se niega a aplicar en el marco del convenio colectivo mejoras en las condiciones laborales de una plantilla compuesta por 20.000 trabajadores".

La convocatoria sigue adelante "tras fracasar el último acto de mediación para intentar lograr un acuerdo entre las propuestas de la patronal y de la parte social"

Este conflicto afecta tanto a los centros concertados con la red pública -Beata María Ana, Fundación Instituto San José, Benito Menni, San Francisco de Asís-, como a los centros estrictamente privados (Clínica Cemtro, Adeslas, Vithas), señala la nota.

También afecta a los centros adscritos a la red pública de hospitales de la Comunidad de Madrid con gestión privada: Hospital Infanta Elena de Valdemoro, Hospital General de Villalba, Hospital Rey Juan Carlos de Móstoles (Grupo Quirón); Hospital de Torrejón (Sanitas BUPA).

Estos centros atienden a más de 600 mil pacientes de la sanidad pública madrileña, según los sindicatos, y han facturado en su conjunto 921 millones en el año 2016 a la Sanidad Pública según el estudio elaborado por CCOO, que amplía para el año 2018 un 6,16% hasta 977.8 millones en el proyecto de presupuestos para el 2018 de la Comunidad de Madrid, agrega el comunicado.

Las plantillas de la sanidad privada de Madrid llevan "más de seis años con el salario congelado con una pérdida estimada de más de un 5% de poder adquisitivo, con una presión asistencial muy elevada debido a la ausencia de ratios mínimos".

Además, "se han producido despidos, la no renovación de muchos trabajadores temporales, modificaciones sustanciales de las condiciones de los trabajadores, y unos horarios y rotaciones que hacen imposible la conciliación familiar y laboral", aumentando la precariedad no sólo laboral sino en sus condiciones de trabajo.

La patronal propone una subida salarial, sin cláusula de revisión salarial, del 7,5% repartida en 5 años (2016-2020), así como la "absorción" de los complementos existentes que superen lo indicado en el convenio colectivo, eliminar el tope máximo y mínimo de jornada de trabajo, para poder disponer a su antojo de la jornada laboral de los trabajadores y trabajadoras, aseguran los sindicatos.

En el acto de conciliación, los sindicatos aseguran que volvieron a rebajar sus demandas, entre ellas una subida salarial media anual del 2% hasta 2019, una cláusula de revisión salarial, la no absorción de salarios por debajo de los 45.000 euros.

Además, ofrecían que en domingos y festivos, que en la actualidad tienen el mismo valor que un diario, "se pagase 10 euros por trabajar en domingo, 15 euros en festivo y 30 euros para los festivos llamados especiales (25 de diciembre y 1 enero)", afirman.

La Asociación de Clínicas Privadas "presume de que se gasta millones de euros en tecnología o que tiene importantes beneficios económicos, pero luego se niega a regularizar los salarios de sus 20.000 trabajadores, muchos de los cuales no llegan ni a los 1.000 euros al mes", concluyen.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin