Salud

Siete de cada diez embarazadas españolas no cumplen los consejos para cuidar su salud y la del bebé

  • No siguen hábitos diarios correctos de alimentación y ejercicio físico
  • Una correcta nutrición y la práctica de ejercicio moderado son necesarias

Siete de cada diez mujeres embarazadas españolas no siguen hábitos diarios correctos de alimentación y ejercicio físico durante la gestación, según el VIII Estudio CinfaSalud: 'Percepción y hábitos de las mujeres españolas durante el embarazo' avalado por la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO).

Una correcta nutrición y la práctica regular de ejercicio moderado son necesarias para la salud de cualquier persona, pero todavía más en el caso de las mujeres embarazadas, concluye el estudio.

A este respecto, el doctor Julio Maset, que ha participado en el trabajo de investigación, destacó que "solo una alimentación variada y equilibrada, libre de alimentos considerados de riesgo y sin consumo de tóxicos como el alcohol o el tabaco, procurará al bebé los nutrientes que necesita para su correcto desarrollo. Por su parte, la actividad física aumentará el bienestar de la madre, redundará en una adecuada evolución del embarazo y preparará su cuerpo para el parto, facilitando su recuperación posterior".

Pese a la importancia de una nutrición adecuada, este estudio realizado con 2.436 madres españolas, revela que una de cada cuatro gestantes (26,7%) no adapta sus hábitos alimenticios durante el embarazo o incluso los empeora. Por otra parte, solo seis de cada diez (58,3%) evitan los alimentos considerados conflictivos o de riesgo como los embutidos, lácteos no pasteurizados o carnes y pescados poco hechos, y únicamente tres de cada diez (30,8%) cuidan su hidratación, otro aspecto clave en la nutrición de la embarazada.

Respecto al ejercicio físico, solo siete de cada diez (69,3%) practican ejercicio moderado o adaptado en esta etapa, tres de cada diez no realizan actividad física (30,4%) y el 0,4% apuesta por el ejercicio intenso, a pesar de no estar aconsejado durante la gestación.

En cambio, y de forma muy positiva, la investigación desvela que existe una mayor concienciación acerca de los riesgos que entrañan el tabaco y el alcohol: nueve de cada diez (89,5%) embarazadas evitan estos tóxicos. Aun así, el 10% de las gestantes todavía mantiene estos hábitos, que pueden afectar gravemente al desarrollo y la salud del bebé.

Cansancio y trastornos digestivos

Según el estudio, el 83,3% de las mujeres declara haber pasado un buen embarazo a nivel físico, si bien el 95,8% ha sufrido algún síntoma. En general, el cansancio y la somnolencia (64,6%) y los trastornos digestivos (55%) son los síntomas que con más frecuencia refieren las encuestadas durante el embarazo, seguidos de náuseas y vómitos (46,6%), las piernas cansadas y la retención de líquidos (41,6%), problemas de espalda y ciática (37,4%), altibajos emocionales (37,4%) e insomnio (32,1%).

La investigación pone de relieve, además, que entre las mujeres que experimentan síntomas, una de cada dos (53,3%) tiene más síntomas psíquicos que físicos durante la gestación.

En este sentido, la doctora María Jesús Cancelo, de la Junta Directiva de la SEGO, asegura que "este dato evidencia la necesidad de que tanto los profesionales sanitarios como la propia embarazada y su entorno presten a los aspectos psicológicos del embarazo la atención que merecen, de manera que la futura madre pueda acceder a información y herramientas que le permitan gestionar problemas como el cansancio o los síntomas emocionales".

A todo esto se añade que, aunque ocho de cada diez encuestadas (86,5%) recurren a profesionales sanitarios para consultar sus dudas e inquietudes durante el embarazo, una de cada tres elige también Internet y las redes sociales como fuente de información -solo por detrás de la matrona (60,3%), el ginecólogo (49,2%) y la familia y los amigos (41,2%).

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin