Sociedad

El congreso envía al senado el texto que permitirá prescribir medicamentos a los enfermeros

MADRID, 28 (SERVIMEDIA)

Los enfermeros están más cerca de poder prescribir legalmente productos sanitarios como gasas y fármacos tales como ibuprofeno (antinflamatorio) o paracetamol (analgésico), ya que la modificación de la ley del medicamento para reconocer esta potestad a la enfermería recibió hoy el visto bueno del Congreso de los Diputados y pasó así al Senado para continuar allí su trámite parlamentario.

Con la actual ley del medicamento, aprobada en 2006, sólo pueden prescribir fármacos los médicos y odontólogos, si bien los enfermeros de Andalucía están también autorizados para hacerlo, gracias a la reciente aprobación de un decreto regional sobre este aspecto.

Puesto que enfermeros y podólogos llevaban pidiendo desde hace tiempo poder legalizar la prescripción de fármacos y productos sanitarios que según dicen hacen en la práctica todos los días, el PSOE impulsó una proposición de ley para modificar la norma del medicamento y legalizar esta acción de los enfermeros que hoy se ha aprobado en la Comisión de Sanidad de la Cámara Baja, con competencia legislativa plena, con el voto favorable de todos los grupos parlamentarios y la abstención del PP.

El texto, que ahora pasa al Senado para continuar su tramitación, añade la categoría de podólogo a la de médicos y odontólogos como "únicos profesionales con facultad para recetar medicamentos sujetos a prescripción médica".

En el caso de los enfermeros, establece que, "de forma autónoma, podrán indicar, usar y autorizar la dispensación de todos aquellos medicamentos no sujetos a prescripción médica y los productos sanitarios, mediante la correspondiente orden de dispensación".

Con respecto a la indicación, uso y autorización de dispensación de determinados medicamentos que sí están sujetos a prescripción médica por parte de los enfermeros, la proposición que llegará al Senado establece que será el Gobierno quien regule esta cuestión, mediante protocolos y guías de práctica clínica y asistencial acordados con las organizaciones colegiales de médicos y enfermeros y validados por la Agencia de Calidad del Sistema Nacional de Salud. De esta forma, Sanidad, médicos y enfermeros deberán fijar, en el plazo de un año, los criterios generales, requisitos específicos y procedimientos para la acreditación de la enfermería, con efectos en todo el territorio del Estado, en la indicación, uso y autorización de dispensación de determinados medicamentos que sí requieren obligatoriamente prescripción médica.

ABSTENCIÓN POPULAR

Durante el debate de la proposición que se envía a la Cámara Alta, el PP explicó en boca de Mario Mingo que su grupo se abstiene de votar a favor del texto porque "se queda corto" al no permitir también a los fisioterapeutas prescribir medicamentos y productos sanitarios.

La postura popular supuso una decepción para PSOE, CiU y para los propios enfermeros, que esperaban que el PP votara a favor de la iniciativa, como había manifestado que haría en los últimos días. Concepción Tarruella, de CiU, confesó estar "defraudada" por este cambio de opinión, mientras que la socialista Pilar Grande confió en que los populares sean más receptivos en el trámite del Senado y permitan así que la norma salga con un total consenso del Parlamento.

Por su parte, fuentes del Consejo General de Enfermería declararon a los medios de comunicación estar "muy satisfechos" con el paso dado hoy, que acerca el fin de la "inseguridad jurídica" de los profesionales que realizan hasta 170 intervenciones clínicas diarias que conllevan decisiones relacionadas con la utilización o recomendación de fármacos a los pacientes y, por tanto, se exponen a "un posible delito penal de intrusión profesional".

(SERVIMEDIA)

28-OCT-09

IGA/jrv

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin