Sociedad

Científicos plantean una tasa del 0,05% a las transacciones financieras para subvencionar las energías renovables

Expertos del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y del Centro para la Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales (CREAF) proponen establecer una tasa del 0,05 por ciento a las transacciones financieras que se destinarían a subvencionar el desarrollo global de las energías renovables.

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

Así, ambas entidades científicas consideran que los resultados de la Cumbre de Desarrollo Sostenible, que se celebró la semana pasada en Río de Janeiro (Brasil) --Río+20-- han sido "pobres" y no se ha logrado ningún acuerdo global que contemple mecanismos de financiación de estas políticas de sostenibilidad, pero certifican que es "necesaria una transición económica hacia fuentes energéticas renovables".

En este contexto, en un estudio científico publicado en la revista Energy Policy, los expertos de CREAF y el CSIC, junto con investigadores de la Universidad de Groningen (Holanda) proponen que es posible un "cambio de paradigma energético" con un conjunto de reformas, regulaciones y tasaciones del sistema financiero global.

El estudio cuantifica los flujos globales del sistema financiero y los contrasta con los costes asociados a una transición mundial hacia las energías renovables en los diferentes escenarios propuestos por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC).

Además, han realizado una serie de cálculos que apuntan a que el importe anual que permitiría hacer realidad una sociedad impulsada en un 70 por ciento por energías renovables en 2050 es de 600 millones de dólares anuales, lo que equivale aproximadamente a un volumen igual a la mitad del Producto Interior Bruto (PIB) español (1.400 millones de dólares).

El estudio analiza dos mecanismos principales que podrían financiar una transición global hacia una economía sostenible. En primer lugar, una tasa global o regional del 0,05 por ciento en todas las transacciones financieras y, en segundo lugar, un aumento de la emisión de reservas por parte del Fondo Monetario Internacional.

En cuanto a la medida del 0,05 por ciento, estiman que podría aportar los fondos requeridos para financiar el desarrollo global de las energías renovables. De hecho, esta tasa podría aportar, anualmente, unos recursos económicos de 1.200 millones de dólares (una suma equivalente al 85% del PIB español).

Así, con el dinero obtenido se podrían cubrir los costes anuales del despliegue global de las energías renovables (600 millones de dólares), los costes anuales de erradicar el hambre en el mundo (150 millones de dólares) y los costes globales de preservar la biodiversidad y los ecosistemas (300 millones de dólares).

OTRAS MEDIDAS PROPUESTAS

Igualmente, el artículo revisa otras acciones suplementarias que habría que implantar para hacer un cambio global hacia la sostenibilidad, que incluye, entre otras medidas, incrementar la regulación y cuantificación de los productos financieros; crear un fondo global para la estabilidad financiera; eliminar los subsidios al consumo de petróleo; restringir los flujos a los paraísos fiscales; financiar planes nacionales para la eficiencia energética y las energías renovables, gestionar de forma contra-cíclica el fondo de reservas por parte del Fondo Monetario Internacional o crear un tribunal para la reestructuración y cancelación de las deudas estatales y la identificación de deudas ilegítimas.

"Hay que ir mucho más allá de RIO +20. Es necesario impulsar acuerdos globales que hagan posible reformar, regular e imponer tasas a los mercados financieros. Así podremos financiar de manera efectiva un cambio hacia una economía sostenible, fundamentada en fuentes renovables", resume Josep Peñuelas, director de la Unidad de Ecología Global del CREAF y profesor del CSIC. Peñuelas añade que con este estudio se pone de manifiesto la necesidad de vincular las políticas globales financieras con el diseño de estrategias globales para la sostenibilidad.

En este sentido, el investigador de la Universidad de Groningen, Jofre Carnicer, señala que el sistema financiero global tiene un tamaño de 50 veces el PIB mundial, equivalente a unas 2.600 veces el PIB de España.

A su juicio, estas reformas "podrían permitir una redistribución de la riqueza mucho más equitativa, y establecer de forma progresiva las bases de un estado del bienestar global en unos momentos críticos para muchos estados, como el español ", ha añade Josep Peñuelas.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin