Buscar

Los juristas sanitarios piden un libro blanco de vacunas para tener un calendario único

23/10/2017 - 11:50
Más noticias sobre:

MADRID, 23 (SERVIMEDIA)

Los juristas sanitarios pidieron este lunes un Libro Blanco de Vacunas que permita realizar cambios en la Ley General de Sanidad para incluir un calendario vacunal único que proteja plenamente a los colectivos de riesgo y, sobre todo, a la población cada vez más mayor, una petición que realizaron durante la celebración del XXIV Congreso de la Asociación de Derecho Sanitario (AEDS).

Según los expertos, este Libro Blanco proporcionaría información científica y argumentos sólidos para desarrollar un marco regulatorio consensuado. Así, sería posible contar con un acuerdo científico para reemplazar el calendario vacunal actual, "un plan de mínimos que no garantiza la equidad en el acceso a la vacunación de todos los ciudadanos y que plantea problemas de suministro y coordinación", según explicó el vicepresidente primero de la AEDS, Julio Sánchez Fierro.

Este especialista aseguró que la asociación "cree en la existencia de una voluntad general de colaboración para llegar a un consenso científico sobre vacunas, pero falta el empujón final". Los juristas sanitarios abogaron por debatir sin posturas excluyentes al establecer un calendario único vacunal flexible, que tenga en cuenta tasas de cobertura abiertas para incluir a nuevos grupos de riesgo.

Los datos disponibles muestran el coste-efectividad de las vacunas frente a otras terapias preventivas y el ahorro que representan para la sanidad pública. Diversos estudios apuntan a que por cada euro invertido en vacunas, el sistema sanitario público puede llegar a ahorrar 22.

En su intervención en el congreso, Elena Andradas Aragonés, directora general de Salud Pública, calificó la vacunación como "la medida más eficaz de salud pública", mientras que David Cantarero Prieto, vicepresidente de la Asociación de Economía de la Salud, subrayó cómo las vacunas contribuyen a promover el crecimiento económico, sobre todo en países menos desarrollados. Cantarero también señaló la importancia de las vacunas para los servicios de Atención Primaria, "pues los fortalecen y ayudan a mejorar sus resultados".

En cuanto a la financiación de las vacunas por el sistema sanitario público, los juristas sanitarios plantearon un sistema mixto como posible solución, similar al implantado en Francia y Reino Unido. En estos países funciona un sistema basado en la combinación de la financiación completa para las vacunas obligatorias y ayudas económicas parciales para las vacunas recomendadas.

(SERVIMEDIA)

23-OCT-17

ABG/caa