Sociedad

América latina tiene cada año 3,6 millones de obesos más

MADRID, 07 (SERVIMEDIA)

La obesidad se ha convertido en la mayor amenaza nutricional en América Latina y el Caribe hasta el punto de que cada año hay 3,6 millones de personas obeas más en esa región, según un informe de cuatro agencias de la ONU: FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura), OPS (Organización Panamericana de Salud), Unicef (Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia) y PMA (Programa Mundial de Alimentos).

El informe, titulado 'Panorama de la Seguridad Alimentaria y Nutricional 2018' y hecho público este miércoles, se centra en el vínculo entre la desigualdad económica y social, y los mayores niveles de hambre, obesidad y malnutrición en las poblaciobnes más vulnerables de América Latina y el Caribe.

El hambre, la desnutrición, la carencia de micronutrientes, el sobrepeso y la obesidad afectan más a las personas de menores ingresos, las mujeres, los indígenas, los afrodescendientes y las familias rurales de América Latina y el Caribe.

Según el informe, un 8,4% de las mujeres de la región viven en situación de inseguridad alimentaria severa, en comparación con un 6,9% de los hombres, mientras que las poblaciones indígenas sufren por lo general mayor inseguridad alimentaria que las no indígenas. En 10 países, el 20% de los niños más pobres sufren tres veces más la desnutrición crónica que el 20% más rico.

El informe recalca que la obesidad se ha convertido en la mayor amenaza nutricional de América Latina y el Caribe, puesto que casi uno de cada cuatro adultos es obeso. El sobrepeso afecta al 7,3% de los menores de cinco años (3,9 millones de niños), una cifra que supera el promedio mundial del 5,6%.

"La obesidad está creciendo descontroladamente. Cada año estamos sumando 3,6 millones de obesos a esta región. 250 millones de personas viven con sobrepeso, el 60% de la población regional. La situación es espantosa", apuntó Julio Berdegué, representante regional de la FAO.

Berdegué indicó que, aunque la desnutrición persiste en la región, en particular en poblaciones vulnerables, también se suma la obesidad y el sobrepeso, que afectan de manera particular a esos grupos.

AUMENTO DEL HAMBRE

Por otro lado, el informe indica que el hambre afecta a 39,3 millones de personas en América Latina y el Caribe (6,1% de la población regional). Entre 2015 y 2016, el número de personas subalimentadas creció en 200.000 personas, cifra que pasó a 400.000 entre 2016 y 2017.

Desde 2014, Argentina, Bolivia y Venezuela vieron aumentos en su número de personas subalimentadas, sobre todo en este último país (600.000 personas más sólo entre 2014 y 2016, y entre 2015 y 2017).

Venezuela es hoy uno de los países con mayor número de personas subalimentadas en la región (3,7 millones, un 11,7% de su población), junto con Haití (cinco millones, un 45,7%) y México (4,8 millones, 3,8% de su población). Cabe destacar que en Haití y México el hambre se redujo en los últimos tres años, así como en Colombia y la República Dominicana. Son los únicos cuatro países que han logrado esta reducción desde 2014.

Once naciones mantienen sin cambios su cantidad de personas subalimentadas: Chile, Costa Rica, El Salvador, Ecuador, Guatemala, Honduras, Jamaica, Nicaragua, Panamá, Paraguay y Perú. Por su lado, Brasil, Cuba y Uruguay son los tres países de la región con porcentajes de hambre inferiores al 2,5% de su población.

NIÑOS, INDÍGENAS Y MUJERES

Según el informe, las desigualdades sociales y económicas se ven también en la desnutrición crónica infantil, que afecta a un 42% de los niños de familias de menores ingresos en Honduras y sólo a un 8% de los que viven en contextos de mayores ingresos. Esta diferencia es mayor en Guatemala (66% de familias pobres y 17% de entornos ricos).

La desnutrición crónica infantil también es mayor en la población indígena (42% en Ecuador, coparado con el 25% del promedio nacional). Los niños de las zonas rurales también tienen peores indicadores que los que viven en las zonas urbanas, con tasas que superan en más del 50% las de las áreas urbanas en Belice, Guatemala, Haití, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú, y Surinam.

Por último, el informe indica que 19 millones de mujeres sufren inseguridad alimentaria severa en América Latina y el Caribe, en comparación con 15 millones de hombres. En todos los países de la región, la tasa de obesidad de las mujeres adultas es mayor a la de los hombres y en 19 de ellos la tasa de obesidad femenina es al menos 10 puntos porcentuales superior a la de los hombres.

(SERVIMEDIA)

07-NOV-18

MGR/gja

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin