Buscar

Isabel coixet, elena poniatowska y otras 350 feministas piden no ilegalizar el sindicato de trabajadoras sexuales 'otras'

12/11/2018 - 12:20

MADRID, 12 (SERVIMEDIA)

Más de 350 feministas del mundo de la cultura, el derecho y la universidad respaldan un manifiesto que exige la retirada de la demanda de ilegalización del sindicato de trabajadoras sexuales 'Otras'.

El texto, que firman entre otras la cineasta Isabel Coixet, la escritora Elena Poniatowska y la activista feminista Yayo Herrero, se publica coincidiendo con el inicio del juicio, previsto para este miércoles.

Activistas feministas como Mireia Bofill, Begoña Zabala, Justa Montero, Amaia Pérez Orozco y Yayo Herrero; abogadas como Begoña Lalana; cargos públicos como la concejala de Feminismos de Barcelona, Laura Pérez; escritoras y periodistas como Elena Poniatowska, Ángeles Mastreta, Coral Herrera y Nuria Alabao; profesoras y docentes como Raquel Osborne, Dolores Juliano, María Jesús Izquierdo e Itziar Ruiz Jiménez, y directoras de cine y artistas como Isabel Coixet o María Galindo son algunas de las firmantes.

DERECHO A LA SINDICACIÓN

Todas aseguran tener "posiciones y enfoques muy diversos respecto al trabajo sexual", aunque defienden el derecho "a la libre sindicación de los y las trabajadoras sexuales".

Bajo el lema 'Nunca sin nosotras', el manifiesto reivindica "la enorme diversidad de posiciones y de sensibilidades respecto a este debate", y subraya que "el feminismo no tiene una única voz" sobre la prostitución.

Por eso, agrega el manifiesto, "entender que la sindicación de quien realiza trabajos sexuales favorece al proxenetismo es obviar un principio básico del derecho sindical, esto es, que la autoorganización de los trabajadores y trabajadoras sirve para limitar el poder de la patronal y especialmente a quien pretende aprovecharse y explotar a otros económicamente".

"La existencia puntual de sindicatos amarillos o falsos sindicatos no es un argumento para impedir el derecho a la libertad sindical", prosigue. "Al contrario, la mejor defensa contra ese fenómeno es la proliferación de organizaciones sindicales en todos los sectores laborales".

RECORTE DE DERECHOS

Según las firmantes, "la realidad es que la actividad económica que genera el trabajo sexual (bajo múltiples modalidades) y su legalidad se encuentran actualmente avaladas por diversas sentencias nacionales y europeas".

El texto destaca que para luchar efectivamente contra la trata de personas con fines de explotación sexual es preciso no confundir este fenómeno "ni con la prostitución libremente decidida ni con la diversidad de trabajos sexuales que hoy en día se ejercen legalmente (teléfono erótico, cine porno, bailarinas, etc.) en este sector". La lucha contra esta lacra "requiere de más medidas efectivas que hoy no se están implementando", subrayan las firmantes.

Por último, alertan contra el precedente que puede sentar la posible ilegalización de una organización de trabajadores, y piden no utilizar "el aval del feminismo para exigir dicha medida jurídica".

"Tanto la patronal de la prostitución como la gran patronal" son las primeras interesadas en este recorte de derechos, concluyen.

(SERVIMEDIA)

12-NOV-18

AGQ/caa