Buscar

'top 5' de los avances clínicos que cambiarán la vida de enfermos, médicos y hospitales en 2019

2/01/2019 - 10:05

MADRID, 02 (SERVIMEDIA)

Mayor seguridad, personalización de la atención y digitalización son los tres principios que regirán la innovación en la asistencia sanitaria en 2019 en España, según el 'Informe Análisis Avances Clínicos del 2019' del Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada, en el que se detalla que los avances clínicos girarán en torno a cinco áreas fundamentales: mínima invasión en cirugía, precisión en el tratamiento del cáncer, expansión de la inteligencia artificial en la gestión sanitaria, secuenciación genética y nuevas infraestructuras aplicadas a la neonatología.

Según los autores del informe, los avances clínicos se expanden rápidamente en el mundo de la medicina gracias a la explosión tecnológica vivida en los últimos años, que permite disponer de un equipamiento cada vez más eficiente, y al desarrollo de procesos que conducen a una mejora radical de la atención de enfermedades de alta prevalencia.

Los descubrimientos y los cambios, agrega el estudio, se suceden a un ritmo incesante que muchas veces no permiten percibir la realidad del impacto que todos estos avances suponen para la salud pública.

El Instituto Coordenadas ha realizado un análisis del nuevo equipamiento clínico y de los nuevos procesos de atención que se implementan en el sistema sanitario español, constatando que son tres los principios que regirán la innovación en la asistencia sanitaria en 2019: mayor seguridad, personalización de la atención y digitalización.

Alrededor de estos fundamentos básicos giran los cinco avances clínicos que van a tener un impacto relevante en el nuevo año que comienza y que están cambiando la vida de enfermos, médicos y centros hospitalarios.

Ese 'top 5' de los avances clínicos para 2019 estaría formado por la precisión y mínima invasión en cirugía (cirugía robótica y quirófanos híbridos), la precisión en el tratamiento del cáncer (la llegada a España de la terapia con protones y los nuevos aceleradores con resonancia), la expansión de la inteligencia artificial en la gestión sanitaria, las nuevas infraestructuras pensadas para el paciente y su familia aplicadas por fin a la neonatología y la secuenciación genética.

PRECISIÓN EN CIRUGÍA

Por lo que se refiere a la precisión y mínima invasión en cirugía, el informe indica que "asistimos a la expansión ya generalizada a todo el sistema sanitario español de la cirugía robótica".

Tras años de restricción de su aplicación, en los que sólo se disponía de unos pocos equipos en muy señalados centros hospitalarios, ya hay en España algo más de 40 centros públicos y privados que disponen de instrumental robotizado para intervenciones quirúrgicas, a los que pronto se sumarán casi una decena en diferentes fases de instalación.

Al acabar 2019, la práctica totalidad de los grandes hospitales de referencia en el sector público (Hospital Carlos Haya de Málaga; Virgen del Rocío de Sevilla; Reina Sofía en Córdoba; Valdecilla de Santander; Hospital Clinic, Vall d´Hebron y Bellvitge, los tres de Barcelona; Hospital Son Espases de Baleares; Hospital Clínico, Fundación Jiménez Diaz y Hospital Rey Juan Carlos, de Madrid; Hospital de Basurto y el de Cruces, en el País Vasco, entre otros, dispondrán de robots quirúrgicos.

Con ello, la dotación de robots quirúrgicos en la red pública se equiparará con la amplia presencia de estos equipos en el sector privado, donde los grandes grupos hospitalarios disponían ya de estos equipos. Así, Quirónsalud dispone de seis equipos en sus hospitales de referencia, entre otros en Quirónsalud Barcelona, Quirónsalud Madrid, Ruber Internacional y Policlínica Guipúzcoa, mientras que HM dispone de dos, y la práctica totalidad de los otros grupos disponen de al menos uno (Vithas, Sanitas, IMED, Clínica Universidad de Navarra, etc.).

El éxito de esta tecnología, agrega el informe, se debe a la implantación del robot quirúrgico 'Da Vinci', que ha servido para la formación de numerosos equipos de cirujanos, y también a la inminente llegada al mercado de nuevos equipos más pequeños y de menor coste tanto en su adquisición como en su uso, que permitirán una versatilidad de uso muy notable y su extensión a hospitales de tipo medio. Versius de CMR Surgical será probablemente el primero, al que pronto se unirán otros que los grandes proveedores de equipamiento médico (Medtronic, Johnson & Johnson y Stryker, entre otros) preparan para introducirlos en el mercado.

La robotización quirúrgica avanza en paralelo a los denominados quirófanos híbridos (sala quirúrgica equipada con dispositivos avanzados de imagen), que permiten una máxima precisión intraoperatoria, con la consiguiente mejora de la seguridad para el paciente y la mínima invasión. Phillips y Siemens lideran este tipo de tecnología con unos 30 equipos entre los ya instalados en los principales hospitales españoles, tanto públicos (Complejo Hospitalario Universitario de Vigo, Complejo Hospitalario A Coruña, Fundación Jiménez Díaz entre otros), como privados (Teknon, Quirónsalud Madrid, Ruber Internacional y Clínica Universidad de Navarra en sus sedes de Pamplona y Madrid, entre otros).

La cirugía robótica y quirófanos híbridos van a crecer de forma notable, señala el análisis del Instituto Coordenadas, debido a sus ventajas en seguridad quirúrgica, mínima invasión y rápida recuperación de los pacientes.

TRATAMIENTO DEL CÁNCER

Respecto a los protones y aceleradores contra el cáncer, antes de que termine este año estará operativo por fin el primer equipo de terapia con protones, la forma de terapia con partículas más selectiva y con menores efectos secundarios para el tratamiento del cáncer. QuirónSalud tiene en fase final la construcción de su centro de protonterapia en Madrid, que será el primero de España y la gran innovación sanitaria de 2019. Sólo hay 23 en toda Europa, que pronto aumentarán con los ocho que están actualmente en fase de construcción y otros tantos en planificación.

La terapia de protones, especialmente indicada para algunos tipos de cáncer especialmente sensibles, como el cáncer infantil, de cerebro u ocular, aumenta la precisión de la radioterapia de protones y permite radiar de forma precisa los tumores cancerígenos con mínima invasión para el resto del organismo de los pacientes, disminuyendo los efectos secundarios sobre el tejido circundante.

Asimismo, la instalación en España de la terapia de protones permitirá que los pacientes con cáncer, con mucha frecuencia niños, no tengan que viajar al extranjero para recibir la terapia más adecuada a su tipo de cáncer. Radioterapeutas y físicos médicos podrán por fin acceder al uso de una tecnología largamente demandada por sus respectivas asociaciones científicas. Por otra parte, el Hospital La Paz de Madrid previsiblemente instalará este año el primer acelerador con resonancia integrada que habrá en España.

INTELIGENCIA ARTIFICIAL

En lo referente a inteligencia artificial para la gestión sanitaria, la tecnología de computación permite el diseño de máquinas inteligentes, que se pueden aplicar al mundo de la salud. Los autores del estudio indican que la gestión sanitaria maneja multitud de datos que, con la tecnología adecuada, puede generar inteligencia que incremente la eficiencia de los sistemas sanitarios.

Uno de los ámbitos al que se va a extender es a los servicios de atención a la urgencia. Tanto fuera de España (National Health Service) como en España (Fundación Jiménez Diaz) se han llevado a cabo experiencias piloto para el empleo de la inteligencia artificial en el triaje (sistema de clasificación de pacientes en urgencia para una mejor atención sanitaria).

El informe detalla que los tiempos de espera son un mal endémico del sistema sanitario español y los modelos de inteligencia artificial pueden ayudar a una primera valoración del paciente y su orientación hacia el recurso más adecuado a su situación, inclusive la teleconsulta. La inteligencia artificial también se va a aplicar al diagnóstico radiológico, como se ha puesto de manifiesto en el reciente RSNA Annual Meeting celebrado en Chicago, lo que cambiará los servicios de radiología y la profesión de radiólogo, como la automatización cambió los laboratorios hace años.

La personalización de la atención aplicada a las infraestructuras sanitarias, que comenzó con la generalización de las habitaciones individuales y los boxes individuales en unidades de cuidados intensivos, se extendió a las salas de parto (Unidades Integradas de Dilatación, Parto y Recuperación) y llega también a las nuevas Unidades de Cuidados Intensivos Neonatales. La innovación, tanto en infraestructuras como equipamientos y modelos de atención, está cambiando por completo la asistencia a los neonatos.

Hay algunas iniciativas pioneras, según el análisis del Instituto Coordenadas, como la que pondrá en marcha próximamente el Hospital Quirónsalud Madrid, que apuesta por la máxima seguridad en el seguimiento de los prematuros y la personalización en la atención. Su nueva unidad de neonatos estará dotada de boxes individuales para facilitar la permanencia continua de los padres, que además dispondrán de zonas de estar, descanso y aseo. Ello, unido a la dotación de cámaras web, facilitará a la familia el contacto con neonato hospitalizado. El empleo de cámara web para acercar al neonato hospitalizado a su familia ha sido ya probado con éxito en España en el Hospital Clinic de Barcelona.

DIAGNÓSTICO PRECOZ

Respecto a la secuenciación genética para el diagnóstico precoz, el informe indica que un buen número de enfermedades muy comunes tiene una base genética, de forma que una disfunción de algunos genes provoca un impacto clínico que afecta a muchos pacientes.

El Instituto Coordenadas agrega que el diagnóstico genético ya ha dejado de ser una singularidad de limitado uso y se expande de forma contundente en todos los centros sanitarios. Permite la identificación de esos genes defectuosos y facilita un diagnóstico precoz que, en la mayoría de los casos, es trascendental para curar la enfermedad.

Estas técnicas de aplicación ya casi rutinaria en el tratamiento farmacológico del cáncer (medicina de precisión) se están desarrollando para la detección temprana de enfermedades de enorme impacto, como el alzhéimer, que depende de esa precocidad en el diagnóstico para aliviar su impacto. Las principales empresas farmacéuticas, como Roche o Novartis, trabajan ya bajo estos principios en el desarrollo de todas sus nuevas moléculas.

Según Jesús Sánchez Lambás, vicepresidente ejecutivo del Instituto Coordenadas, "este análisis de los avances clínicos determinantes para el nuevo año muestra lo decisiva que es una política sanitaria que impulse la investigación y la innovación y que sea capaz de incorporar a los sistemas de salud lo que de verdad impacta en el bienestar de los ciudadanos, en su seguridad y en su experiencia en el contacto con los servicios sanitarios, más allá de estrategias cortoplacistas y sin visión de futuro".

(SERVIMEDIA)

02-ENE-19

CAA