ViralPlus

¿Te dolía el brazo cuando te vacunaste por la gripe? Esta es la explicación

  • El dolor en la parte superior del brazo es sinónimo de que el cuerpo se está defendiendo
  • Aplicar un poco de hielo sobre la zona puede ayudar a aliviar el dolor
Imagen: iStock

Vacunarse contra la gripe es algo de lo más normal. Gracias a ella nuestro cuerpo recibe los denominados antígenos y preparando las células del sistema inmunitario y con ello crear así los anticuerpos, pero ¿por qué después de cada vacuna de la gripe siempre tenemos un molesto dolor en la parte superior del brazo? ¿Hay motivos para preocuparse?

La respuesta corta es no. No tendrías de qué preocuparte por ese dolor. De hecho si al cabo de un día o dos después de la vacuna esa sensación persiste es señal de que está haciendo su efecto. Se trata de un proceso que está ligado al propio sistema inmunitario y el 'virus' introducido, los anteriormente citados antígenos. Éstos no son otra cosa que virus desactivados o 'muertos' y que guardan cierto parecido con la gripe.

Cuando entran en nuestro cuerpo fruto de la vacuna, el sistema inmunitario libera histamina, produciendo así una pequeña inflamación. Esta hinchazón de la zona superior del pinchazo es sinónimo de que el cuerpo se está defendiendo, combatiendo a los invasores y reparando el tejido dañado. Fruto de esta batalla interna que libra el cuerpo se produce un leve dolor.

Aunque a no todas las personas les afecta por el igual este dolor, para aquellas que lo sufran existen varios métodos sencillos para aliviarlo. Una de las más comunes es aplicar hielo sobre la zona de la inyección, reduciendo así el enrojecimiento y parte de la inflamación. Además, y por si te lo estás preguntando, mover el brazo es uno de los gestos que se recomienda una vez nos acaban de poner la vacuna y que generalmente nos han recomendado con cada una de las inyecciones.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin