Buscar

No, el escudo no es el símbolo más utilizado en las banderas del mundo

2/12/2019 - 11:23
  • El escudo es el segundo icono más utilizado en las banderas
  • 61 países utilizan las estrellas en sus banderas, entre ellos Estados Unidos o China
Imagen: iStock

De los 198 países reconocidos por la ONU, muchos pensaréis que el escudo es el emblema más común en sus banderas. Lo cierto es que no se trata del icono más habitual. Tampoco lo son las barras, uno de los que también pueden venirse a la cabeza. Dicho esto, ¿cuál es el símbolo más empleado por los países para sus banderas?

Se trata de nada más y nada menos que las estrellas. Las estrellas simbolizan, según el país, diferentes aspectos. En el caso de los Estados Unidos representa cada uno de los estados, mientras que en China por ejemplo hacen referencia a la unión del pueblo. Existen un total de 61 banderas que contienen este símbolo como parte de su insignia.

Junto a las estrellas, otro de los iconos más empleados por los países es el escudo y que encontramos en países como España. Estos escudos suelen estar ligados a la propia historia del país, pero también simbolizan la paz, la justicia o la integridad. Un total de 27 banderas están compuestas por escudos.

Tras los escudos las cruces son la elección de 18 países para sus banderas. Entre las más populares encontramos Reino Unido, Finlandia o Suiza, entre otros. En el caso de los países nórdicos encontramos el mismo tipo de cruz, denominada escandinava. Ésta simboliza la cristiandad y su uso primer uso se remonta a 1219 con Dinamarca, siguiendo el mismo estilo en el caso de Suecia, Noruega, Islandia y Finlandia.

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.