ViralPlus

Un cirujano explica cómo hacer mascarillas con una camiseta, pañuelo o toalla

  • Las mascarillas de tela no tienen tanta efectividad que las profesionales
  • Una camiseta, una toalla o un pañuelo sirven para crear una mascarilla casera
Imagen: iStock

Debido a la situación en la que actualmente nos encontramos, el uso de algunos productos se ha convertido en algo esencial. Tanto los geles desinfectantes, como los guantes y las mascarillas, son artículos indispensables que una persona debe utilizar como medida de seguridad para reducir así la propagación del COVID-19, especialmente todas aquellas personas que se exponen a diario al virus.

Como son tantos los países infectados por esta pandemia, la demanda de este tipo de productos es mucho mayor y es casi imposible poder hacernos con ellos. Ante este problema, muchas personas han mostrado sus creaciones caseras que, aunque no son igual de eficaces que las profesionales, sirven para reducir la propagación del virus. Un ejemplo de ello es la mascarilla de tela que nos muestra Jerome Adams.

El cirujano general de Estados Unidos, Jerome Adams, se muestra en un vídeo recientemente subido por el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), para enseñarnos como hacer una mascarilla casera en menos de 45 segundos. Aunque parezca imposible, con tan solo una prenda de ropa y dos gomas elásticas, Adams enseña cómo crear una mascarilla provisional que nos ayude cada vez que tengamos que salir de casa. Además, como el propio Adams explica esta sencilla mascarilla se puede crear tanto con una camiseta, como con un pañuelo o una toalla.

Aunque las mascarillas de tela no son las más recomendables, la OMS también aconseja su uso. Según explica esta organización, muchas personas infectadas por el COVID-19 son asintomáticas, por lo que no sabemos que son portadores del virus. Si la sociedad en general comienza a utilizar mascarillas, supondría una reducción de la propagación del virus, especialmente al ser tantas las personas que no saben que lo tienen.

Aunque existen muchos estudios y pruebas que demuestran que un mascarilla de tela no protege a una persona frente a un virus, sí reduce la posibilidad de que un portador infecte a otras personas. Sea del material que sea, una mascarilla servirá de barrera que reduce la cantidad de partículas del virus que una persona enferma pueda emitir para contagiar a otras personas.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0