ViralPlus

¿Cómo afectan los plásticos a los animales? Modifican peluches de IKEA para concienciar a la sociedad

  • Muestran los clásicos peluches de IKEA afectados por restos plásticos
  • El excesivo consumo plástico afecta a la vida de millones de seres marinos
Imagen: iStock

A pesar de que la humanidad está pasando por una de las situaciones más delicadas de los últimos años, esta también nos ha ayudado a darnos cuenta de una serie de cosas. Si bien hemos sido más conscientes de la importancia del sector sanitario y hemos valorado más a nuestros seres queridos, también hemos podido comprobar el mal que le estamos haciendo constantemente a la naturaleza.

Con la pandemia, la actividad comercial frenó drásticamente por lo que los niveles de contaminación bajaron de manera muy significativa. Durante estas semanas además de contar con aguas más limpias y tener aire más puro, especialmente en las grandes ciudades, también hemos podido ver como algunos animales salían de su escondite y andaban libremente por diferentes lugares. Esto supuso el ejemplo más claro y significativo para explicar a toda la sociedad el daño que le hacemos al medio ambiente y a todos los seres que viven en plena naturaleza.

Peluches que conciencian a la sociedad

Recientemente, cinco estudiantes de una escuela de publicidad, han desarrollado una de las campañas que mejor representan cómo el abusivo consumo de plástico está afectando a la vida de los animales. Estos jóvenes de la escuela MADS de Moscú, han modificado algunos de los peluches que comercializa la compañía IKEA para mostrar cómo los restos plásticos provocan daños en su salud. Mientras que la oca y el tiburón tiene trozos de plástico enredados en el cuello, la tortuga tiene anillas de plástico atravesando su cuerpo.

La imagen completa muestra los peluches en el propio catálogo de IKEA, sin embargo estos no transmiten la misma sensación que los peluches que suele comercializar la empresa. Estos peluches muestran la dura realidad, y si bien ya es chocante ver cómo se encuentran, hay que pensar que miles de animales están en la misma situación.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.