ViralPlus

Diez objetos comunes que no deberían lavarse con agua

  • Existen algunos objetos que no debemos lavar con agua para no dañarlos
  • Su superficie es sensible al agua, por lo que debemos buscar otras técnicas de limpieza
Imagen: iStock

De manera general utilizamos el agua para limpiar todo tipo de superficies. Mezclamos una gran cantidad de agua con otros productos de limpieza para poder desinfectar la ropa y eliminar las manchas, o también utilizamos toallitas húmedas con las que eliminar todo el polvo acumulado.

Si bien el agua es muy útil para eliminar prácticamente todas las manchas, existen algunos objetos a los cuales el agua los perjudica. Son objetos comunes y que muchos pueden encontrar en sus casas, por lo que debemos buscar alternativas al agua a la hora de limpiarlos.

Objetos que no debes lavar con agua

Lentillas: Muchas personas que utilizan lentillas, han utilizado alguna vez agua para mantenerlas húmedas durante un largo periodo de tiempo. El agua sí que las humedece, sin embargo no cuentan con los componentes antibacterias que los líquidos específicos para lentillas poseen.

Seda: La seda es un material muy delicado y el cual no podemos lavar con agua. Al hacerlo podríamos generarle daños irreversibles como decoloración o manchas de agua, por lo que es recomendable ir a una tintorería.

Mármol: La superficie del mármol puede acabar dañada si utilizamos agua, ya que cuenta con un sellador protector propio. Para eliminar la suciedad de su superficie es mejor utilizar un cepillo combinado con un paño suave.

Terciopelo: Es bastante común encontrarnos con mantas u otros tipos de textiles elaborados con terciopelo. Estos no pueden ser lavados con agua, debido a que las fibras que componen al terciopelo quedan atascadas y pierden toda su forma.

Instrumentos de latón: Si utilizamos agua para lavar instrumentos de este material, eliminaremos la laca de su superficie y le provocaremos un mayor deslustre. Para limpiar instrumentos de latón debemos directamente utilizar un pulidor específico para este material.

Objetos de plata: A pesar de que nuestra vajilla de plata esté gastada, no debemos usar agua para limpiarla. El agua haría que se viera mucho peor, por lo que es necesario usar otro tipo de producto. Puede parecer una tontería, pero podemos lograr que luzca como nueva si las empapamos aproximadamente 10 minutos con ketchup.

Suelo de madera: Si quieres limpiar tu suelo y es de madera, definitivamente no puedes usar agua. La madera absorbe la humedad del agua rápidamente, dando como resultado que las tablas se hinchen y se vuelvan negras.

Ladrillos: A pesar de que a simple vista parece que se pueden lavar los ladrillos con agua, con el tiempo estos pueden acabar dañados. Estos tienen un sellador protector que les permite resistir ante los efectos del exterior, por lo que utilizar un cepillo para limpiarlos es la mejor opción

Objetos electrónicos: Puede parecer algo obvio que estos objetos no se puedan lavar con agua, pero todavía hay gente que lo hace. Al lavarlos con agua o toallas húmedas, la humedad puede entrar en su interior, haciendo que su circuito se estropee.

Cuero: Si lavas con agua una cazadora u otro tipo de objeto que posea cuero en su superficie, estos pueden acabar totalmente dañados. En el mercado, existen productos específicos para lavar este tipo de material.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin