ViralPlus

Ni un grano de arena: Consejos para proteger tu smartphone cuando vas a la playa

  • En la playa hay muchos factores que son dañinos para los teléfonos móviles
  • La arena, el sol o el agua, pueden perjudicar el correcto funcionamiento de un móvil
Imagen: iStock

Con la llegada de los meses de verano, llega el calor y uno de los momentos que todos más esperábamos, el momento de ir a la playa. Bajo el calor del sol podemos bañarnos en pleno mar, descansar sobre la arena y pasar un rato de lo más divertido con amigos o familiares. Eso sí, a pesar de que sea un lugar de desconexión, muchas son las personas que se decantan por llevar a la playa el teléfono sin tener en cuenta que hay muchos factores que pueden dañarlo.

El smartphone, a pesar de que es un accesorio más de nuestro día a día, es un dispositivo electrónico sensible a ciertos aspectos que podemos encontrarnos si vamos a la playa. Por un lado está el agua, que puede dañar su circuito interno, y por el otro está el sol, que puede hacer que se sobrecaliente y se estropee, entre otras cosas. Por ello es recomendable seguir una serie de consejos para conseguir que el teléfono móvil esté protegido.

Consejos para proteger el móvil en la playa

Alejar el smartphone de la arena: Un teléfono móvil cuenta con muchos orificios y aberturas en las cuales si entra arena es muy difícil conseguir que salga. La arena puede incluso dañar los botones, el acceso para los auriculares o el circuito interno del propio móvil.

Comprar una funda sumergible: En la actualidad existen fundas que nos permiten mantener el teléfono móvil lejos del agua y la arena. Están compuestas de una funda sumergible donde se introduce el teléfono, y una cuerda para poder llevar la funda cómodamente colgada al cuello.

Adquirir un móvil resistente al agua: Buscar un móvil para ir un par de veces a la playa no es algo lógico, sin embargo sí que lo es si nos pasamos todo el verano en ella. Si aprovechas todos los días de vacaciones para ir a la playa, un móvil resistente al agua tendrá menos posibilidades de que se dañe. Además, están diseñadas con muchas menos aperturas por lo que también son más resistentes a la arena.

Comprar una funda reforzada: Existen unas fundas que son mucho más robustas y resistentes que las fundas comunes. Estas están diseñadas para resistir mejor a los golpes y conseguir con ello que el móvil tenga una mayor vida útil. Muchas de ellas protegen incluso los diferentes puertos del teléfono, como el de la batería y los auriculares, por lo que son más seguras contra la arena.

Llevar el smartwatch en vez del teléfono móvil: Actualmente, tenemos la posibilidad de elegir si queremos llevar el teléfono móvil o el smartwatch a la playa. Si llevamos el segundo podremos contestar mensajes y atender llamadas, sin exponer nuestro teléfono móvil.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin