ViralPlus

Cómo eliminar los malos olores con los posos que sobran del café

  • El café es una bebida muy versátil que podemos aprovechar para muchas situaciones
  • Sus propiedades hacen que sirvan como cosmético y para eliminar malos olores
Imagen: iStock

Aunque muchas personas adoran el café y nunca pierden la posibilidad de consumir uno, estas no saben todos los beneficios que esta bebida puede proporcionar. Su intenso sabor nos permiten estimular los cinco sentidos además de que sirve para mantenerse activo gracias a sus niveles de cafeína, sin embargo son muchos más los usos que se le pueden dar.

Si bien el grano de café se utiliza para elaborar una bebida, los restos que estos generan para hacerlo se pueden utilizar para un gran número de cosas. Muchas personas aprovechan los posos que sobran del café para elaborar mascarillas y otro tipo de productos cosméticos que mejoran la piel, pero también sirve para más fines como para eliminar los malos olores.

Posos de café para eliminar los malos olores

Conseguir que los posos del café sirvan para disipar los malos olores es muy sencillo. En vez de desecharlos a la basura, debemos recogerlos y dejarlos secar en un recipiente con buena ventilación. Esto ayudará a que el aire fluya entre los restos del café para que eliminar la humedad de su interior progresivamente, además de que proporcionará un aroma que conseguirá bloquear cualquier mal olor.

Los motivos por los cuales los restos de café eliminan el mal olor se centran principalmente en los componentes del mismo. La cafeína que posee el café también contiene nitrógeno, un componente que aumenta la capacidad del carbono para absorber azufre disipando así su mal olor.

Colocando los posos del café en un recipiente con buena ventilación o incluso una pequeña bolsa, conseguiremos eliminar cualquier olor desagradable. Se puede colocar tanto cerca del cubo de la basura como en otro punto de la casa que pueda generar mal olor, además de dentro de la nevera o incluso en el interior del coche.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.