ViralPlus

Morir de estreñimiento: encuentran la momia con la muerte más terrible

  • Un equipo ha reconstruido los últimos meses de vida de una momia recién encontrada
  • Esta persona tuvo grandes dolores y necesitó de cuidados especiales antes de morir
Imagen: iStock

Debido al cambio climático y con ello la subida en general de las temperaturas, los investigadores encuentran cada vez más momias de personas que murieron hace años y cuyo cuerpo se encuentra en bastante buen estado. En los últimos años han sido muchos más los cuerpos encontrados de momias, sin embargo ya desde mediados del siglo XX había descubrimientos como el de la momia encontrada en 1937.

Al sur de Texas hace algo menos de 100 años, se encontró una momia de una persona cuyo cuerpo y órganos se había mantenido totalmente intactos gracias a la aridez del terreno donde se encontraba. Esta momificación natural permitió a los expertos conocer hasta la última comida que había ingerido, teniendo por sorpresa el resultado de que aquella persona solamente se alimentaba de saltamontes. Esto hizo que muchos investigadores se preguntaran el motivo y que tuvieran lugar diferentes estudios años posteriores.

Comió saltamontes durante los últimos meses de su vida

Durante los años 70 y 80, ya con la momia ubicada en el Instituto de Cultura de Texas, los investigadores le realizaron diferentes pruebas con técnicas más potentes y que se había desarrollado en los últimos años. De esta manera pudieron conocer la causa de su muerte, la cual fue de lo más dolorosa y estaba relacionada directamente con la digestión.

Esta persona adquirió el chagas una enfermedad producida por la picadura de una especie de chinche y que produce problemas en el sistema digestivo. Esta enfermedad provocó que una inflamación en el intestino, conocida como megacolon, la cual fue el motivo de su muerte. Esta inflamación hizo que su colon se agrandara hasta 6 veces de su tamaño normal, haciendo que no pudiera procesar alimentos y que el alimento se acumulara en su intestino.

De esta forma, los últimos días de esta persona fueron totalmente dolorosos ya que no podía alimentarse provocando en él una malnutrición. En este sentido, los expertos justifican que se hubiera alimentado con saltamontes debido a los cuidados de su familia, que desesperados por su enfermedad y por no saber qué hacer, le daban de comer eso como único sustento.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin