Buscar

Deshazte de estas cinco cosas de tu baño ahora mismo

13:35 - 28/04/2018
  • Una de las cosas más difíciles es organizarse y decidir qué tirar y qué conservar
  • Nadie quiere descubrir que necesita algo un mes después de deshacerse de ello
Imagen: Gettyimages

Una de las cosas más difíciles en un hogar, es organizarse y decidir qué se debe tirar y qué conservar. Es todo un dilema: nadie quiere descubrir que necesita algo un mes después de deshacerse de ello, pero por otro lado, tampoco queremos vivir en una casa atiborrada de cosas que no nos hacen falta.

La clave está en asegurarse de que estás tirando a la basura cosas que ya no te sirven ni a ti ni a tu familia. Pero si aún así sigues teniendo dudas, hoy hablaremos de cinco artículos que debes eliminar del baño ahora mismo.

1. Productos afectados por la humedad

Imagen: Gettyimages

Mucha gente no cae en la idea de que los cambios de temperatura pueden afectar directamente a los productos que se almacenan allí. El maquillaje, los perfumes, el papel higiénico o las toallas son algunos de los artículos que pueden verse afectados con el tiempo cuando se exponen constantemente a dicho contraste.

2. Cosméticos caducados

Imagen: Gettyimages

Si bien el envase puede parecer intacto, lo más probable es que en tu baño se escondan algunos cosméticos caducados. Es muy importante saber cuándo un gel, un maquillaje o una crema hidratante ha llegado a su fecha límite, porque este tipo de artículos atrapan bacterias y pueden ser peligrosos para la piel de toda la familia.

A diferencia de otros productos, la caducidad de los cosméticos depende del primer día en que se usan, no de la fecha de compra. Si los utilizamos cuando ha pasado el plazo recomendado, pueden afectar nuestra dermis con irritaciones, brotes, infecciones oculares u orzuelos.

Es por ello que, si nunca habías caído en esta posibilidad, te animamos a que compruebes que está todo en óptimas condiciones. De lo contrario, ni te lo pienses, ¡directo a la basura!

3. Peines y cepillos

Imagen: Gettyimages

¿Te suena de algo tener en el fondo del cajón un cepillo grueso al que le faltan algunas de sus cerdas o un peine que no tiene todos sus dientes? Va siendo hora de deshacerse de esos artículos y comprar unos que realmente funcionen. Los cepillos y peines para el cabello desinfectados ayudan a mantener el pelo limpio durante más tiempo y garantiza el hecho de no peinarse con pelusas y suciedad anterior.

4. La esponja del baño

Imagen: Gettyimages

A todos nos gusta disfrutar de una buena ducha después de un largo día. Sin embargo, este ritual puede convertirse en nuestro peor enemigo: la esponja de baño es un auténtico imán de bacterias y gérmenes si no se cambia cada cierto tiempo.

Además, el baño cuenta con un ambiente húmedo después de cada ducha, una característica ideal para el desarrollo de diferentes tipos de gérmenes. Y lo peor de todo es que cuando terminamos de bañarnos, colgamos la esponja mojada hasta el día siguiente. El contraste entre caliente y húmedo ayuda que las células se alimenten y se reproduzcan.

Es por esta sencilla razón que debemos reemplazarlas cada dos o tres semanas. Si por lo contrario limpiamos nuestra piel con una de plástico, podemos usarla como máximo durante dos meses. Pero lo más importante es no compartirla.

5. El cepillo de dientes viejo

Imagen: Gettyimages

Este es uno de los instrumentos de higiene más importantes que debe recibir ciertos cuidados para que no se transforme en un nido bacterial. Pero también es fundamental saber cuándo ha cumplido con su función y es el momento de cambiarlo por uno nuevo.

Los especialistas aconsejan que la mejor manera de limitar las bacterias en el cepillo de dientes, es reemplazarlo cada tres o cuatro meses. Sin embargo, si las cerdas están gastadas o has estado enfermo, deberás cambiarlo ahora mismo.

Comentarios 0