Buscar

La fuente de la juventud está en Japón y se llama Hachi-Bu

14:14 - 5/05/2019
  • En Okinawa, 50 de cada 100.000 personas son centenarias
  • Sólo deberás limitarte a comer hasta estar lleno al 80%
Embarcadero. Imagen: iStock

Cada día vivimos más y cada día vivimos mejor. O al menos esa es la percepción que tenemos en el mundo desarrollado.

Son muchos los factores, sin duda, que determinan la longevidad de las personas; sin embargo, todavía seguimos buscando el inmemorial secreto de la eterna juventud. Y es que ese ha sido siempre un anhelo de la humanidad: la fuente de la juventud, el elixir de la vida, la piedra filosofal, la panacea universal… Múltiples mitos que se explican por el deseo de hallar el remedio contra los males de la salud y del paso del tiempo.

¿Pero hay algo que sepamos, más allá de mitos, que pueda hacernos vivir más? Para responder a esta cuestión, primero, cabe preguntarse dónde se vive más y con mejor salud y, a partir de ahí, indagar cuál es la clave. Actualmente, la esperanza de vida en España es realmente elevada, pero, sin duda, es bien sabido que los japoneses encabezan el ranking de naciones en cuanto a longevidad. La esperanza de vida de los hombres ronda los 80 años y la de las mujeres alcanza incluso los 87. Por si ello no fuese suficiente, Japón es, además, el país con mayor proporción de personas centenarias.

Este estilo de vida sigue las enseñanzas de Confucio

Y, entre las poblaciones japonesas, Okinawa se lleva la palma. ¿Por qué los habitantes de esta ciudad viven tanto? ¿Qué les hace especiales? ¿Es una genética peculiar? ¿Tal vez el entorno? Parece que la duda se ha resuelto y todos podemos compartir su fuente de la juventud. Se trata simplemente de un estilo de vida que sigue una de las enseñanzas de Confucio, el Hara Hachi Bu.

Comida sana. Imagen: iStock

Los mantras en la cultura oriental son frases que se recitan como apoyo a la meditación o para invocar a la divinidad y que, según estas creencias, tendrían algún poder psicológico o espiritual. Y eso es el Hara Hachi Bu, un mantra con un significado concreto que se repite antes de cada comida. El significado sería algo así como "come hasta estar lleno ocho partes sobre diez". Es decir, siguiendo este principio, debemos cambiar nuestros hábitos alimenticios y comer hasta estar llenos al 80% de nuestra capacidad, lo que supondría, por término medio, un ingesta diaria de entre 1800 y 1900 calorías.

La clave, entonces, no está en repetir simplemente el mantra, sino también en llevarlo a la práctica, con lo que ello supone. ¿Y funciona? Pues estamos hablando, en definitiva, de una restricción calórica autoimpuesta en la dieta diaria. Y, si nos fiamos de la evidencia de Okinawa, con los habitantes más longevos del planeta, debemos creer que, en efecto, funciona.

La evidencia de los datos nos dice que, en Okinawa, 50 de cada cien mil personas son centenarias. Y no solo eso, sino que llegan a edades avanzadas de manera saludable. El índice de masa corporal típico de las personas mayores allí oscila entre el 18 y el 22, frente al índice tipo occidental que oscila entre el 25 y 26. Las enfermedades inflamatorias, autoinmunes, cardíacas o incluso el cáncer son menos frecuentes entre su población.

Todo parece indicar que la restricción calórica en que se traduce el Hachi Bu genera menos radicales libres durante el proceso digestivo y eso contribuiría a ayudar a vivir más y mejor. El éxito de esta enseñanza o disciplina es tal que se ha convertido en tendencia en todo el mundo y son muchas las personas que se han sumado y disfrutan ya de sus beneficios.

Comentarios 0